El secretario general de la Federación Catalana de Fútbol acusa a Soteras de formar parte de una «trama» en las elecciones

Oriol Camacho dice que el presidente de la entidad, el director general y algunos trabajadores influyeron en el proceso en beneficio propio

    El secretario general de la Federación Catalana de Fútbol (FCF), Oriol Camacho

    El secretario general de la Federación Catalana de Fútbol (FCF), Oriol Camacho, ha hablado abiertamente de las irregularidades que se produjeron en las elecciones de febrero de 2023. Según ha avanzado Futbolcatalunya y ha publicado Iusport, en declaraciones ante el juzgado este martes Camacho ha acusado al presidente de la FCF, Joan Soteras, y al director general, José Miguel Calle, de orquestar una «trama» con la colaboración de algunos trabajadores para influir en el proceso electoral en beneficio propio.

    De hecho, habría actas notariales fraudulentas y se habría producido una falsificación de firmas en los comicios que dieron la victoria a Soteras ante su rival, Juanjo Isern. Además, como ya se publicó, las Mesas electorales de las elecciones en cuestión no estaban formadas por los juristas de los comités de competición, sino por varios trabajadores que tenían la orden de dar el visto bueno a las actas procedentes de la candidatura de Soteras y enviar las contrarias a una dirección de correo federativo para que las supervisara Calle.

    En su declaración, Camacho ha explicado que un día antes de las votaciones, «el director general de la FCF reunió a un miembro de cada mesa electoral y dejó claro que solo tenían que aceptar las actas notariales que procedieran de la candidatura de Joan Soteras. Si llegaban de otras candidaturas, se tenían que escanear y enviar a una cuenta de incidencias y él mismo resolvería si era válida o no. Esta recomendación se hizo a unos miembros de mesa que, por primera vez en unas elecciones de la FCF, no eran los juristas de los comités de competición, si no trabajadores federativos”.

    Camacho ha declarado como testigo protegido en el Juzgado de Instrucción número 7 de Barcelona, en la causa de la querella que Soteras presentó contra Isern por unas declaraciones en que el segundo afirmaba que las elecciones «fueron fraudulentas y hubo una presunta falsificación de actas notariales».

    Levantamiento del secreto de sumario

    Por otro lado, el pasado 5 de marzo, los Mossos d’Esquadra registraron durante 12 horas la sede de la FCF y requisaron varios dispositivos de directivos y ejecutivos, como Soteras y Calle, y también de trabajadores. Concretamente, el Juzgado de Instrucción número 2 de Sabadell investiga los presuntos delitos de administración desleal, falsedad en documento público y falsedad en documento privado en relación con el proceso electoral de febrero de 2023.

    Ahora, este juzgado ha levantado el secreto de sumario y el excandidato Isern y los dieciséis clubes perjudicados por el supuesto falseamiento de actas pueden solicitar toda la información expuesta. Queda pendiente, sin embargo, conocer los nuevos movimientos del juzgado número 2 de Sabadell así como la resolución final del juzgado número 7 de Barcelona, sobre la querella de Soteras contra Isern. También se está a la espera de la decisión final del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), que tiene que resolver el recurso de Isern en el cual solicita la exclusión de la candidatura de Soteras por «inelegibilidad sobrevenida», puesto que sus miembros mantuvieron la doble condición de candidatos y directivos de la Federación, contradiciendo así resoluciones del Tribunal Catalán del Deporte.

    (Visited 163 times, 1 visits today)
    Facebook
    Twitter
    WhatsApp

    avui destaquem

    Deja un comentario