CaixaBank aporta fondos para facilitar la llegada de refugiados ucranianos a España

CaixaBank ha puesto en marcha una iniciativa para recaudar fondos con el fin de facilitar el traslado de refugiados por la guerra en Ucrania que quieren ser acogidos en España. Todos los empleados del Grupo CaixaBank han recibido una invitación a hacer un donativo económico, con el compromiso de que, al término de la campaña de ‘crowdfunding’, la entidad igualará las aportaciones reunidas por la plantilla.

La recogida de donativos permitirá financiar el viaje de llegada a España de los refugiados, incluyendo tanto el desplazamiento como la cobertura de las necesidades básicas (alimentación, kits de higiene materno-infantil para las madres con hijos, etc.) Los fondos serán gestionados por la Asociación de Voluntarios de CaixaBank.

Canalización gratuita de donativos a las organizaciones humanitarias sobre el terreno

Esta iniciativa es paralela a la plataforma de donativos directos a las organizaciones humanitarias que están trabajando sobre el terreno con los refugiados y que CaixaBank puso en marcha a principios de marzo, en los primeros días de la crisis humanitaria. Esta plataforma, que se enmarca en el paquete global de medidas impulsado por la entidad en favor de los afectados por la invasión rusa, canaliza aportaciones de cualquier persona interesada en colaborar, sea o no cliente de la entidad, y permite hacerlo a través de todos los canales -banca digital, cajeros y oficinas- de forma totalmente gratuita.

Hasta el momento, la plataforma de CaixaBank ha canalizado más de 2,2 millones de euros. Las aportaciones van destinadas a las organizaciones sin ánimo de lucro (ONG) adheridas a la iniciativa: Unicef, Acnur, Cruz Roja, Ayuda en Acción, Intermón, Save the Children, Acción Contra el Hambre, Cáritas España y Cáritas Barcelona. Las personas o empresas que hacen su aportación pueden elegir a qué institución concreta destinar su donativo, con una trazabilidad total de la ayuda enviada.

Movilización de la red de voluntarios

También se está movilizando a la amplia red de voluntarios de CaixaBank distribuidos por toda España, que contribuirán a prestar apoyo a las distintas ONG en todo aquello que requieran para facilitarles su cometido de ayudar al pueblo ucraniano.  En un primer momento, la entidad se ha centrado en participar en iniciativas de recogida de medicamentos, alimentos no perecederos o productos de primera necesidad que puedan servir de apoyo a las personas que acaban de llegar a España o puedan enviarse a Ucrania, según las necesidades de las entidades de ayuda a los refugiados,

Por otro lado, CaixaBank ya tiene operativo el uso gratuito por parte de los clientes de bancos ucranianos de toda su red de cajeros en España, la mayor del país, con 13.000 terminales.

La medida es complementaria al envío gratuito de transferencias a Ucrania, ya activado desde principios de mes, así como del resto de iniciativas y servicios incluidos en el programa de CaixaBank en apoyo a los refugiados de la guerra.

Convoyes de autobuses

Además, la Asociación de Voluntarios de CaixaBank, con la colaboración de la entidad financiera y de las empresas de su Grupo, entidades sociales -entre las que destacan Fundació del Convent de Santa Clara y Mensajeros de la Paz- y numerosas compañías privadas, y en coordinación con la administración pública y los cuerpos diplomáticos, ha movilizado dos convoyes de autobuses para dar apoyo a la población afectada por la guerra en Ucrania y evacuar a 400 refugiados que quieran solicitar acogida en España.

Un total de 10 autobuses, 4 vehículos de apoyo y un equipo de 50 personas, entre empleados de CaixaBank, voluntarios, traductores y personal sanitario, participan en la iniciativa, organizada en dos turnos.

El primero, compuesto por cinco autocares y varias furgonetas de apoyo, partió de Barcelona el miércoles 16 de marzo con destino a las localidades polacas de Tarnow, Rzeszów y Przemysl, y ya se encuentra en la zona de la frontera con Ucrania. La expedición cuenta con la presencia de Sor Lucía Caram, directora de la Fundació del Convent de Santa Clara, y del padre Ángel, presidente de Mensajeros de la Paz, ambas entidades colaboradoras de la iniciativa. Además, a su llegada al destino, se han incorporado al equipo de trabajo empleados de la sucursal de CaixaBank en Polonia.

El segundo convoy saldrá en los próximos días. Cada trayecto supone más de 30 horas de viaje y un recorrido de cerca de 2.700 kilómetros a través de cinco países.

Plan integral de acompañamiento a la llegada a España

Cada convoy estima poder recoger a 200 personas desplazadas por la guerra y trasladarlas a Barcelona. De los refugiados evacuados en los convoyes, algunos son familiares de empleados de CaixaBank. Otros casos se están coordinando con las entidades sociales para que la ayuda pueda llegar al máximo número posible de personas que deseen buscar acogida en España.

Para todos los integrantes del convoy, se ha diseñado un plan integral de acompañamiento con apoyo profesional en la gestión de trámites, el alojamiento y el proceso de adaptación a su nueva vida. Los refugiados podrán solicitar su acceso en el sistema español de acogida a través de los Centros de Acogida a Refugiados dependientes del Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

También se está movilizando a la amplia red de voluntarios de CaixaBank distribuidos por toda España, que contribuirán a prestar apoyo a las distintas ONG en todo aquello que requieran para facilitar ayuda a los afectados por la guerra en Ucrania, como recogida de medicamentos, alimentos no perecederos o productos de primera necesidad.

Amplio apoyo institucional, social y empresarial

La iniciativa de traslado de refugiados, impulsada y liderada por la Asociación de Voluntarios de CaixaBank, se ha desarrollado con la colaboración principal de la Fundació del Convent de Santa Clara y Mensajeros de la Paz.

Asimismo, han participado  las principales entidades sociales involucradas en la atención a los refugiados, entre las que destacan ACNUR, Cruz Roja, ACCER y CEAR.

Por otro lado, han colaborado en el proyecto empresas como Alsa, Ana Palacios (fotografía), Señorita Templeton, Decathlon, Eurest, Arval, Lacasa, Kima Fruits, Ñaming SL, Mars Incorporated, Aramark, Szendex, Handbol Esplugues, Catai Viajes, Air Europa, Mutua Universal y Vallescar, así como filiales del Grupo CaixaBank, como CaixaBank Payments & Consumer, imagin, SegurCaixa Adeslas o CaixaBank Facilities Management.

La iniciativa ha contado con el asesoramiento del Gobierno español, a través de la Secretaría de Estado de Inmigración y la Delegación del Gobierno en Barcelona, y de los cuerpos diplomáticos de España y Polonia.

(Visited 79 times, 1 visits today)
Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario