La Cataluña real y la .Cat oficial

Cuando Carlos miró «la máquina ya estaba engullendo las piernas de su primo» (1). Xavi Cayuela Camino, 19 años, falleció el pasado 30 de abril mientras trabajaba en CIDAC (Cornellà de Llobregat). «La máquina no se paró. Tendría que contar con medidas de seguridad que la detengan», explica Elías Franco, abogado de la familia.

Ángel Figueras, amigo de Xavi y ex trabajador de la fábrica, dejó de trabajar en la planta el pasado diciembre por «estrés» y por las malas condiciones laborales. Llevaba seis meses trabajando, jornadas de 12 horas: de las 6 de la mañana a las 6 de tarde, de las 2 del mediodía a las 2 de la madrugada o de 6 de la tarde a 6 de la madrugada. Lo tomas o lo dejas… si puedes dejarlo. Las máquinas, ha señalado, “no disponían de sistema de seguridad, ni sensor ni nada, para que en caso de accidente, frenaran. Son máquinas muy muy antiguas. La fábrica está en condiciones inhumanas, además de por la falta de seguridad, a nivel sanitario, estábamos trabajando entre ratas. Cuando llegas ahí no te dan ninguna formación. Ni de riesgos laborales ni de nada. Te ponen al lado a mirar cómo funciona, cómo trabajan otros compañeros y luego lo haces tú. Es lo que hay y lo haces».

Carlos siguió en la fábrica y le pasó el contacto a su primo. Xavi necesitaba trabajar para ayudar en casa. Su hermano se había quedado en paro y su madre tuvo que dejar la peluquería por enfermedad. Xavi consiguió el trabajo, dejó su hogar y su familia en Tarragona, y se mudó a la casa de su primo en Hospitalet.

La familia del joven fallecido se está movilizando estos días para visibilizar lo que le sucedió y denunciar «la precariedad y la falta de seguridad. Queremos que la muerte de Xavi sirva para algo. Que esto no vuelva a suceder. Que sirva de ejemplo a estas empresas, que explotan a la gente y la hacen trabajar sin medidas de seguridad”.

El 13 de mayo hubo una concentración frente a la fábrica para denunciar el accidente mortal. Se ha convocado otra manifestación el domingo 16 en la Plaça Catalunya de Cornellà. Con palabras de Paco Marín, portavoz de la familia: «Lo que queremos es que se conozca lo que ha ocurrido. Que esto no es fortuito, no es un accidente de moto. Esto es mucho más grave y no puede quedar en el olvido. A Xavi, que era un niño, porque con 19 años eres un niño, le pusieron frente a una máquina sin seguridad y sin formación ninguna. Esto no puede volver a suceder».

Estas palabras también son suyas: «Buscamos las noticias y solo decían que había muerto un trabajador en una fábrica y poco más. Cuatro líneas. Ni su nombre, ni el de la empresa, nada. Sentimos que eso no podía ser, que esto se tiene que saber».

¿Cuántas muertes como ésta en Cataluña durante el año? ¿Cuántas nombres, cuántos trabajadores/as olvidados? ¿Cuántas veces la misma o similar historia?

Por supuesto que en “Juego de Tronos.Cat” no se filman este tipo de escenas. No hay series que hablen de la situación de la clase obrera en Cataluña. Aquí lo que cuenta otra vez (¿no es muy obsceno?) es la formación o no-formación del nuevo gobierno. Más de 230 días con un gobierno provisional y así seguimos. Asuntos nacionalistas en los órdenes del día, no hay más puntos. Las muertes obreras no existen. Son otras clases, otros apellidos, otras circunstancias, otros orígenes. Nada que ver con la (ilimitada) voluntad del poder, con el “legado del 1-O”, con el “Consell de la República”, con el Vivales, con las finalidades, deseos e historias de ficción del mundo nacional-secesionista. Otra cosa.

Los que mandan siguen mandando y discuten sobre eso, sobre su mando en plaza. Calculan si unas nuevas elecciones les otorgaría de nuevo el papel protagonista, un papel que, de hecho, nunca han dejado de tener en sus manos en estos últimos 40 años. Nos lo recordó Félix Millet por si lo habíamos olvidado: ¡las 400 familias!

Lo demás no importa, son asuntos lejanos. Preocupaciones, sufrimientos, muertes de los otros.

 

 

(1) Laura Olías, “Se llamaba Xavi y murió con 19 años mientras trabajaba.”

 

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

HOY DESTACAMOS

Deja un comentario