El gran cinturón de Barcelona no cambia de colores

El PSC retiene sus feudos; entre los grandes municipios del área barcelonesa sólo es seguro el cambio en Mataró
balmon cerdanyola
balmon cerdanyola

Los Ayuntamientos del gran cinturón de Barcelona no han cambiado de colores este 24 de marzo, si bien las formaciones ganadoras han perdido, por lo general, apoyos, y los pactos postelectorales tendrán la última palabra en algunas localidades.

En Cornellà de Llobregat, el PSC se ha vuelto a apuntar la victoria: suma 11 regidores, tres menos que en 2011, seguido por Cornellà en Comú-Crida por Cornellà, con 5 asientos. Se queda, así pues, sin mayoría absoluta.

Los socialistas también han obtenido una cómoda victoria sin mayoría absoluta en l’Hospitalet de Llobregat. Han sumado 11 regidores (en 2011 sumaron 13), seguidos por Ciutadans (4). El PP pierde la mitad de sus regidores: pasa de 6 a 3.

En Esplugues de Llobregat, el PSC se ha vuelto a imponer con 9 regidores, uno menos que hasta ahora. En Sant Boi, el PSC también repite victoria con 10 regidores.

En Sant Just Desvern, los socialistas también podrán revalidar el gobierno municipal con 6 regidores por 4 de CiU, que pierde un representante.

En El Prat de Llobregat, ICV se adjudica nuevamente la victoria con 11 regidores (los mismos que hace cuatro años), mientras que el PSC suma 4.

Santa Coloma de Gramenet será gobernada una vez más por el PSC, que suma dos regidores más hasta totalizar 14. Som Gramenet se erige en segunda fuerza con 6 asientos, mientras que el PP pasa de 6 regidores a 2.

A pesar de haber perdido 4 regidores, el PSC repite victoria en Sant Adrià de Besòs con 6 representantes; Ciutadans y la confluencia de la CUP y Sant Adrià en Comú, con 3 cada una, son las segundas fuerzas.

Badalona se confirma como el gran feudo del PP en Catalunya. Aunque Xavier Garcia Albiol repite victoria con un regidor menos, 10, no llega a la mayoría absoluta y no tiene asegurado que podrá gobernar. El PSC pasa de 9 a 4 regidores, y los cinco que pierde son los mismos que obtiene Badalona en Comú, nueva segunda fuerza. 

En el Vallès, el retroceso socialista se ha notado mucho más en Sabadell, epicentro del caso Mercurio, que en Terrassa. En Sabadell, tras el escándalo, los socialistas obtienen 5 regidores, mientras que Unitat pel Canvi a Sabadell-Entesa, ERC y Crida per Sabadell tienen 4 a cada uno. En Terrassa, los socialistas repiten con dos regidores menos, 9, mientras que CiU se hunde: de 9 regidores pasa a 3.

En Granollers, los socialistas no han sufrido ningún desgaste y renuevan el gobierno municipal con 13 regidores, los mismos que tenían.

En Rubí, en cambio, la victoria socialista ha sido más ajustada, con 6 regidores por 5 de ERC y 4 de C’s, que en 2011, cuando obtuvieron 8.

En Montcada i Reixac, el PSC y C’s han sumado la misma cantidad de regidores, 4, pero los posibles pactos postelectorals, que dependerían de ICV (3), ERC (3) y Círculo de Montcada i Reixac (3) apuntan a un nuevo gobierno socialista.

En Cerdanyola del Vallès, el PSC y Compromís per Cerdanyola han obtenido 5 regidores cada uno y dependerán de los apoyos de las otras fuerzas del consistorio. ERC tendrá 4 representantes, y C’s, el PP y CiU, 3 cada uno.

En Vilanova i la Geltrú, donde los votos se han repartido mucho más que en 2011, CiU resiste con 6 regidores -obtuvo 9 hace cuatro años-, seguido por la CUP y el PSC, que totalizan 5 cada uno.

En Sant Cugat del Vallès, donde CiU repite victoria pero pierde cuatro regidores, la segunda fuerza ahora será la CUP, con 4 representantes. El PP, que fue la segunda fuerza en 2011 con 4 regidores, se queda con 1.

En cambio, Convergència i Unió ya no es la primera fuerza en el Ayuntamiento de Mataró, que en 2011 ganó con 8 regidores, los mismos que el PSC. Ahora los socialistas ganan por 6 a 5.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides