"Me parece que no deberían estar en prisión en ningún caso. Voy a defender no sólo el diálogo sino también se dé una salida lo antes posible a algo que me parece enormemente injusto", ha manifestado el vicepresidente segundo del gobierno español, Pablo Iglesias, sobre el hecho de que Jordi Sànchez y Jordi Cuixart cumplan penas de prisión de 9 años como culpables de un delito de sedición por su papel como líderes de las entidades independentistas.

Iglesias se ha mostrado partidario, durante la entrevista que ha concedido este jueves a Catalunya Ràdio, de "explorar mecanismos" legales que permitan a los dirigentes del procés salir de la cárcel, de forma que se corrija una situación que encuentra "injusta". En cuanto a eventuales solicitudes de indultos, el vicepresidente y líder de Podemos ha respondido que habrá que estudiarlas "con mucho cuidado".

Además, ha manifestado que quiere ver a los dirigentes independentistas "en una mesa de diálogo, en las instituciones, haciendo política", y ha añadido que uno de los aspectos positivos de las democracias es la existencia de "mecanismos para que los desacuerdos se puedan expresar de manera civilizada y sensata".