El vicepresidente del gobierno catalán, el republicano Pere Aragonès, ha defendido que el presidente catalán, Quim Torra, convoqui elecciones al Parlamento de Cataluña cuanto antes mejor. Aragonès ha dicho en declaraciones a la Cadena SER que "creemos que lo razonable es no alargar en exceso una legislatura que en ciertos aspectos merece un reset".

En este contexto, el también coordinador nacional de ERC ha afirmado que "defenderemos que Oriol Junqueras sea el candidato de Esquerra", pero que "si esto no es posible, si no es posible recuperar el escaño, la inmunidad, los militantes de ERC escogerán a su cabeza de lista". Aquí, Aragonès ha reconocido que "Junqueras se ha manifestado diciendo que yo sería un buen candidato pero la decisión será colectiva".

En el aspecto de las relaciones entre el Estado y la Generalitat, el vicepresidente catalán ha dicho que "parece que ya se ha entendido que es un conflicto de naturaleza política". Sobre la mesa de diálogo entre las dos administraciones, Aragonès ha reconocido que "si hay un mediador mucho mejor (...), pero, en todo caso, no podemos desaprovechar esta oportunidad porque no sabemos si podremos recuperarla en el futuro".

Pere Aragonès también ha alertado al Ejecutivo del socialista Pedro Sánchez que "es una negociación, no una adhesión a cada parte", y ha advertido que "para hacer un segundo acuerdo sobre los Presupuestos Generales del estado, primero se tiene que cumplir un primer acuerdo que es sobre la constitución de esa mesa de diálogo", y ha remachado que "no va a ser un cheque en blanco".

Sobre la polémica provocada por las declaraciones de la alcaldesa de Vic, Anna Yerra, en las cuales diferenciaba entre catalanes autóctonos y personas "que no parecen catalanas", Aragonés ha afirmado que "si esto fuera así, tendríamos que partirnos por la mitad, y algunos tendríamos que enviar la mitad a otros lugares, en Almería en mi caso".