La Guardia Civil se prepara para incrementar su presencia en los controles de seguridad del aeropuerto del Prat a partir de lunes, 14 de agosto, fecha para la cual los trabajadores de la empresa Eulen que hacen esta función han anunciado una huelga total e indefinida, después de las paradas parciales que llevan a cabo en demanda de un incremento salarial, que se han traducido en colas considerables de viajeros.

El ministro de Fomento, Íñigo de Serna, ha anunciado la medida en Barcelona, donde ha reunido un gabinete de crisis para abordar el conflicto del Prat. De la Serna ha precisado que por ahora no se contempla que la Guardia Civil asuma el control de seguridad, sino que el planteamiento es que hagan funciones de vigilancia. El ministro ha subrayado que lo que más preocupa el Gobierno es garantizar la seguridad.

El ministro se ha mostrado muy crítico con el comité de huelga y ha considerado su postura una falta de respeto para la mediación, realizada por la Generalitat, al presentar otras propuestas además de la nacida de esta mediación.