Puigdemont arremete contra ERC por su cercanía al Gobierno de Sánchez

El expresidente de la Generalitat ha cargado contra el “estado de represión” que es responsable del caso Pegasus y del incumplimiento de las inversiones en Catalunya

Carles Puigdemont, expresidente de la Generalitat de Catalunya (Junts)
Carles Puigdemont, expresidente de la Generalitat de Catalunya (Junts).

Carles Puigdemont no ha dejado títere con cabeza. El expresidente de la Generalitat de Catalunya ha dimitido como presidente de Junts y ha seducido a los 900 delegados del congreso de la formación catalana con un duro discurso donde ha cargado contra ERC y ha señalado los acercamientos de los republicanos al Gobierno de Pedro Sánchez.

El ataque más directo ha ido dirigido a Gabriel Rufián, quien criticó al presidente de Unidas Podemos en el Congreso de los Diputados, Jaume Asens, por visitar al exmandatario del Gobierno catalán en Waterloo (Bélgica). “Lo que es normal y decente es visitarlo para que no se sienta solo, para que se sienta bien acompañado”, ha expresado Puigdemont.

El expresidente ha acusado a ERC de aparentar “falsa normalidad” y “reconciliación y pacificación” y de priorizar “el bienestar de sus cuadros”. Ha asegurado que sus acciones “tienen consecuencias catastróficas para los ciudadanos” al no reconocer “el principio de realidad”.

Estado de represión

Se ha fundido en los aplausos de los delegados de su partido con un discurso centrado sobre todo en el ejecutivo central. Según Puigdemont, Sánchez lidera “un estado de represión que no ha dejado de acelerar desde este infausto discurso del Rey del 3 de octubre en que dio luz verde a la represión”.

Ha descrito a todos los gobiernos españoles como mentirosos: “Nos considerarán siempre ciudadanos de segunda o de tercera y enfermos de corrupción política y moral”. Ha puesto como ejemplo el caso Pegasus y el incumplimiento de las inversiones en Catalunya en comparación con lo que se invierte en Madrid. “Collons, ja está bé!”, ha exclamado.

Humillación sistemática

El secretario general, Jordi Sànchez, también se ha despedido tras dejar el cargo por las críticas internas. Lo ha hecho arremetiendo a la bandera del diálogo de ERC: “Ha llegado el momento de decir alto y claro: así no. De esta manera, no. Esto no es diálogo. Esto es humillación sistemática, continuada, permanente”. “En las condiciones actuales, como habíamos advertido, no hay ninguna posibilidad de diálogo”, ha destacado.

Sànchez ha pedido una reflexión sobre como Junts ha de tener fuerza de gobierno y “hacer posible el conjunto de movilizaciones que vuelva a tener cerca la opción de la independencia”. Ha afirmado que el partido debe conseguir la hegemonía independentista sin “abandonar la tarea institucional” con un mensaje contra las voces críticas con la participación en el Gobierno catalán.

“Basta de buscar excusas externas porque del Estado no podemos esperar nada de bueno. Seamos capaces de asumir la responsabilidad que tenemos todos y la gente al frente de las instituciones. Nuestra actuación puede cambiar tendencias”, ha añadido. Ha enviado un mensaje al resto de partidos y entidades independentistas: “Tengamos mirada histórica, seamos generosos con nosotros, volvamos a trabajar para buscar la unidad estratégica que hoy no tenemos. O salimos adelante juntos o nos colgarán por separado”, ha sentenciado. Al congreso han asistido representantes de ERC, Demòcrates, Òmnium Cultural y la ANC, entre otros.

Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario

Noticias más leídas

 

Desactiva tu adbloker en nuestra web para disfrutar el contenido

  1. Pulsa el icono del adblocker
  2. Selecciona «No actuar en páginas de este sitio web» (o similar). También puedes pulsar el botón «Activado para este sitio» o «Pausar adblocker».
  3. Pulsa el botón refrescar de tu navegador para ver el contenido completo.