¿Cómo se está cargando Joan Laporta el legado del presidente Josep Maria Bartomeu?

Josep Maria Bartomeu, presidente del Barça
Josep Maria Bartomeu, presidente del Barça

El FC Barcelona ha batido varios récords la temporada que acaba de bajar el telón el 30 de junio pasado. Entre ellos los 16 títulos obtenidos por el conjunto de los equipos profesionales, pero sobre todo la conquista de las cinco ligas españolas: Balonmano, Hockey Patines, Baloncesto, Fútbol Sala y Fútbol Femenino.

No había habido un pleno semejante en toda la historia del club, refrendado por la disputa, además, de cuatro finales de la Champions, dos de ellas conquistadas (Balonmano y Femenino) y dos plenos seguramente difícilmente superables, el Triplete del Femenino, inédito y sin perder un partido, y el del Balonmano que, además, lo ha ganado todo sin haber perdido un solo partido en toda la temporada.

El otro “récord”, sólo al alcance de un presidente como Joan Laporta y de su “sheriff” Enric Masip, es haberles cortado la cabeza a tres de los entrenadores protagonistas de una temporada excepcional. A Andreu Plaza, el último en levantar el trofeo de la Liga con el Fútbol Sala, finalista de la Champions y ganador de la anterior edición, le fue advertido que no se contaba con su continuidad. Xavi Pascual, el entrenador del pleno de títulos y de partidos en el balonmano, también conquistó la Champions sabiendo que sería despedido. Y el último, más sorprendente aún, ha sido Lluís Cortés, técnico del Femenino al que se ha invitado a salir después de que, tras las quejas de las capitanas por haber jugado menos que otros años, ha encontrado cero apoyos de la junta directiva para seguir liderando un equipo imparable.

Si no ha caído el de baloncesto es porque antes, hace apenas dos meses, la propia junta despidió al director técnico Nacho Rodríguez para poner al frente del equipo a Juan Carlos Navarro, que había hecho campaña electoral a favor de Laporta sin el menor rubor y fomentado ese relevo en armonía con el propio entrenador Saras Jasikevicius. Y habrá que ver qué pasa con el entrenador de Hockey Patines, ahora que ha vuelto al mando de la sección un ex-técnico que fue expulsado con deshonores como Gaby Cairo.

Otra cuestión de la que nadie habla es de la paternidad de los éxitos de esta temporada de las secciones, probablemente, por disputa de finales de Champions, la mejor de la historia. No hay duda, aunque no se proclame a los cuatro vientos ni el propio club haya realizado en su web una comparativa, que este es un legado de absoluto éxito, indiscutible, de Josep Maria Bartomeu. No es posible atribuir a la directiva de Joan Laporta, aterrizada el 17 de marzo, el menor mérito, al margen salir en las fotos en las celebraciones y haber puesto en duda y señalado a cinco de sus responsables, dos mánagers (basket y hockey patines) y tres entrenadores, hasta despedirlos, en los dos meses últimos, la fase clave, de la temporada.

Una especialidad de Joan Laporta, que hizo lo propio con Ronald Komean, el entrenador de Bartomeu, cuando le entró el pánico tras ganar la Copa del Rey y comprobar que el primer equipo era capaz de ganar la Liga con una remontada épica. En ese momento, el propio Laporta transmitió dudas e inseguridad al equipo en lugar de darle apoyo y confirmar a Koeman como entrenador para la próxima temporada. Errático y empanado, el presidente ayudó a quebrar la buena racha y, de hecho, convocó a Koeman para despedirlo en una reunión en la que el entrenador holandés le aguantó el pulso y le cantó las verdades del equipo, incluidos sus tejemanejes con Messi y Piqué, especialmente, cuando se estaban jugando el título.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides