La cifra oficial de muertos con coronavirus en España, 3.434 personas, ya supera la de la China, que suma 3.281. Los casos notificados desde el inicio de la pandemia, contando también los ya inactivos por curación o defunción, son 47.610 en España, según ha informado este miércoles el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón. "No es un número bajo", ha manifestado sobre las muertes antes de indicar que varían mucho en función de la Comunidad Autónoma y de asociarlas a la diferente vulnerabilidad de los colectivos afectados.

26.900 personas se encuentran hospitalizadas, 3.166 de ellas en unidades de cuidados intensivos (UCI), 530 más que las reflejadas en el informe de este martes. Simón ha destacado que aminora el incremento del uso de UCI, aunque no descarta que sea resultado de un retraso en las notificaciones. También ha indicado que cuanto antes se aplane la curva de la gráfica del coronavirus, más difícil será que se solapen las etapas de máxima demanda de UCI de varias Comunidades Autónomas.

Las altas en toda España han experimentado un incremento de 1.570 casos, de forma que la cifra es de 5.367 personas curadas. En comparación al informe de hace 24 horas, Cataluña pasa de 7.864 a 9.937 casos confirmados, de 551 a 781 ingresados en UCI, de 282 a 516 muertos y de 728 a 1.214 altas. Un dato catalán destacada por Simón es el incremento del 50% en las hospitalizaciones y del 42% en los ingresos en UCI.

El coordinador de Alertas y Emergencias Sanitarias ha asegurado que, mediante las medidas de distanciamiento y la reducción de la movilidad, se ha alcanzado el objetivo de controlar los contactos de riesgo y, basándose en las "tendencias" que ha observado, ha apuntado que "si no estamos en el pico [de la gráfica], estamos muy cerca". Ha alertado, eso sí, del riesgo de contagio intradomiciliario.

Simón, además, ha indicado que, ahora que calcula que se está llegando al pico de la gráfica de la propagación del coronavirus, hay poner el foco en la atención de los hospitales, donde no se aligerará la presión pronto, según sus previsiones. En cualquier caso, ha vuelto a hacer un llamamiento a "mantener la tensión" antes de apuntar hacia una futura "desescalada" de las medidas que, según ha avanzado, técnicos del ministerio de Sanidad ya estudian.

Preguntado por los datos concretos del suministro de material sanitario a cada CCAA, Simón ha remitido a los medios a la comparecencia del ministro de Sanidad, Salvador Isla, pero ha explicado que las CCAA más afectadas son las principales receptoras, que hay una "lucha internacional" entre países para conseguir los productos necesarios y que el ministerio examina la calidad de los tests que recibe antes de distribuirlos para optimizar su aplicación.