El rey emérito es un problema para el PSC

La semana pasada estuvo marcada por el retorno a España del rey emérito, Juan Carlos I, después de dos años en Abu Dabi. La vergüenza –propia o de los que todavía quieren una monarquía ejemplar o que lo parezca– lo llevó a exiliarse a un país de dudosa ética y nulo respeto por los derechos humanos. Después de varios avisos a su hijo, el rey Felipe VI, y al Gobierno de Pedro Sánchez, el emérito decidió cumplir la amenaza y pasar unos días en Galicia con amigos suyos.

Antes de que este momento llegara, cada vez que el emérito pedía volver o que se publicaba que tenía intención de hacerlo, el socialismo español aparecía dividido. La parte más conservadora de la formación de Sánchez, como es habitual, cogió una vía próxima al PP y Vox, defendiendo que volviera cuando quisiera.

Pero la parte más progresista no quería saber nada de un retorno sin que antes Juan Carlos I diera explicaciones –a un juez o en púbico– sobre sus trapicheos y el origen de su fortuna. Entre estos últimos ha habido siempre el PSC, que ha hecho bandera. Con esta visita, publicitada y descarada, sin ninguna explicación sobre el fraude cometido, al PSC se le abre un nuevo frente. “Si Sánchez no se planta, tenemos un problema, y grave”, dice un dirigente del PSC.

Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario

Noticias más leídas

 

Desactiva tu adbloker en nuestra web para disfrutar el contenido

  1. Pulsa el icono del adblocker
  2. Selecciona «No actuar en páginas de este sitio web» (o similar). También puedes pulsar el botón «Activado para este sitio» o «Pausar adblocker».
  3. Pulsa el botón refrescar de tu navegador para ver el contenido completo.