La estrategia de la confusión en el caso Quintana

Ester Quintana
Ester Quintana

Generar confusión. Esta es la estrategia judicial que estarían siguiendo los agentes de los Mossos d’Esquadra implicados en el caso de Ester Quintana, la mujer que perdió un ojo por un probable impacto de una pelota de goma durante la huelga general del 14 de noviembre. Una conclusión que se extrae tras las declaraciones realizadas en el Juzgado de instrucción número 11-que lleva el magistrado Francisco González Maíllo– por parte del subinspector de la brigada móvil (brimo) imputado en el caso, y del cabo, el escopetero y los cuatro agentes que iban en la furgoneta Dragó 414. Estos últimos fueron citados a declarar como testigos. Los cuatro agentes de la brimo han declarado ante el juez que bajaron de la furgoneta cerca de la zona donde fue herida Ester Quintana, pero han añadido que fue una bajada «fugaz», y que no recuerdan si dispararon salvas en ese punto concreto. Una declaración que se contradice con el último informe elaborado por subinspector jefe de la unidad, en el que se apunta que se disparó una salva en la confluencia del paseo de Gràcia con Gran Via.

 

Según explican fuentes judiciales, los agentes afirman que dispararon dos salvas durante todo el día y niegan haber ocultado información a sus mandos de los Mossos d’Esquadra. Las mismas fuentes judiciales apuntan a que los agentes no se han contradicho entre ellos, puesto que sólo hacen algunos «matices» diferentes, pero sí que existen contradicciones respecto a lo que dice el subinspector. De hecho, este último ha ratificado el informe elaborado a partir de la información aportada por los responsables de los agentes.


Más información en la edición en papel de EL TRIANGLE de esta semana

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides