«Si un pueblo quiere ser independiente, difícilmente no lo será»

Un catedrático de Madrid resuelve la incertidumbre entre legalidad y legitimidad sobre el proyecto catalán de Ley de consultas populares
Sense títol
Sense títol

El catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid, Enrique Álvarez Conde, ha asegurado este martes, en la comisión sobre la proposición de ley de consultas populares no referendarias, que la consulta será válida sólo «si se hace dentro del ámbito competencial», aunque sea legitima porque emana de la soberanía popular que representa el Parlamento.

«No es lo mismo el interés que la competència; Cataluña puede tener interés en acabar con la guerra de Iraq, pero no es competente para hacerlo«, ha explicado el catedrático. Por lo tanto, el único camino que ha señalado es el de la reforma de la Constitución.

Álvarez, nacido en Valladolid, que había sido del PP y que ahora es afiliado a CCOO, ha asegurado que en caso de confrontación entre «legalidad y legitimidad» se tiene que cambiar la ley. Y que si un pueblo, «en este caso el catalán, quiere ser independiente, difícilmente no lo será», pero tiene que ser «de acuerdo con el principio de legalidad».

El catedrático ha cargado contra el actual proyecto de ley de consultas populares y de participación ciudadana porque, ha dicho, «hay demasiados silencios que tendrían que ser regulados«. «Dónde está la participación ciudadana en el contenido de la ley? En Cataluña hay históricamente planes de participación ciudadana mucho más avanzados que esta futura ley», ha empezado las críticas, para observar que el proyecto actual sobra la denominación ‘participación ciudadana’.

«Es innecesaria la referencia al ‘Estado español’, además es una figura que no existe y se pueden quedar sin cuerpo electoral», ha dicho, para añadir que «no lo justifica todo, que no sea vinculante, el TC dice que el carácter vinculante es jurídicamente irrelevante, esta vía de subterfugio, pues, no sirve para nada«.

El último tirón de orejas a los legisladores que están cocinando el proyecto ha sido cuando ha aludido al artículo 28, que dice que ‘se pueden realizar las consultas con medios electrónicos en consonancia con los principios generales de democracia’. «No se puede poner conceptos jurídicos tan indeterminados!», ha espetado.

Álvarez ha invitado los legisladores y los diputados que han asistido a la comisión a reformular algunos de los preceptos de la futura ley en base al anterior proyecto de 2010, que según el catedrático era mejor.

El actual proyecto «no dice nada de los resultados: se habla de la votación. Y qué resultados exigen para validar la consulta? Se puede volver a presentar una consulta al día siguiente? No se establecen plazos sino que se tiene que hacer una interpretación en relación con las consultas a iniciativa popular», ha criticado.

A pesar de las trabas del actual proyecto, que tiene que hacer frente a la indeterminación de algunos de sus preceptos y al marco legal vigente, el catedrático de Constitucional ha concluido que al final lo que cuenta es la voluntad del pueblo. Y que si Cataluña lo decide, se tendrá que cambiar la Constitución para dar cobertura legal al derecho a decidir.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides