Después de los registros de agentes judiciales realizados la semana pasada en los edificios del ayuntamiento de la Seu d'Urgell y del Consejo Comarcal del Alt Urgell, este lunes la Guardia Civil ha inspeccionado la sala de las calderas del centro cultural Les Monges, donde se ha requerido diversa documentación sobre el proyecto de construcción de una central térmica de biomasa. El gasto económico para la realización de la nueva infraestructura, destinada a la distribución de agua caliente para la calefacción de Las Monjas y de la escuela pública Pau Claris, fue aprobada en el pleno municipal celebrado el pasado mes de diciembre.

La investigación que se lleva a cabo en el consistorio y el organismo supramunicipal por orden de la Fiscalía se centra principalmente en el presunto uso irregular de fondos públicos procedentes del programa europeo del PO FEDER (Plan de Evaluación Fundos Europeos de Desarrollo Regional de Cataluña) 2014-2020, y que habrían tenido otro destino distinto del motivo por el que se otorgaron.

En la causa hay cuatro personas investigadas: el alcalde del municipio, Albert Batalla (PDeCAT); el regidor de Hacienda y presidente del Consejo Comarcal del Alt Urgell, Jesús Fierro; la regidora de Promoción Económica, Mireia Font, y la gerente del Consejo Comarcal, Sara Camps.

La actuación de crear la caldera de astilla se ha incluido en el proyecto FOREST4LOCAL de la Diputación de Lleida, en el marco del PO FEDER sobre mejora de la eficiencia energética y reducción de emisiones de CO2 en la edificación y las infraestructuras y servicios públicos. En concreto, la corporación provincial leridana resultó beneficiaria de una subvención para el proyecto FOREST4LOCAL con un coste total de 4.490.652,13 € (IVA incluido).

En cuanto a la actuación en la capital del Alt Urgell de la "Instalación de una central térmica de biomasa y distribución de agua caliente para la calefacción del Centro cultural Les Monges y de la escuela Pau Claris", el Ayuntamiento aprobó en sesión plenaria aportar "el 25% del gasto por un importe de 95.828,06 €" de un presupuesto inicial de 463.807,79 € (IVA incluido). Asimismo se dio luz verde a firmar "un convenio de colaboración con la Diputación de Lleida que regule las condiciones de la colaboración para la ejecución de la actuación en la Seu d'Urgell".

El PO FEDER Cataluña 2014-2020 señala que pueden optar a la cofinanciación las diputaciones, los consejos comarcales y los municipios de más de 20.000 habitantes que presenten proyectos que cumplan con los requisitos establecidos en las bases reguladoras. Por este motivo, el Ayuntamiento de la Seu d'Urgell no puede solicitar la ayuda directamente y, a raíz de la propuesta de la Diputación de Lleida para presentar este proyecto en el ámbito pirenaico, se acordó en el pleno del 6 de junio del año 2016 formular la petición para la instalación de esta caldera de biomasa a través del proyecto FOREST4LOCAL.