Argimon: «No es el momento de hacer conciertos multitudinarios»

El consejero de Salud cree que para detener el covid hay que conseguir la inmunidad en el ámbito global

El consejero de Salud, Josep Maria Argimon, en una entrevista en 'Planta Baixa'
El consejero de Salud, Josep Maria Argimon, en una entrevista en 'Planta Baixa'

El consejero de Salud, Josep Maria Argimon, se ha reafirmado en su postura -y la del Gobierno- de no reabrir inmediatamente los locales de ocio nocturno. En una entrevista en Planta Baixa (TV3), el consejero ha respondido con un «no» rotundo a la pregunta sobre si permitiría, en estos momentos, hacer conciertos multitudinarios, y ha señalado que ahora «es el momento de vacunar y de la prudencia».

«No es que haya la voluntad de no reabrir», ha afirmado, sin embargo, según ha argumentado Argimon, no se trata sólo de hacer las pruebas previas que solicita el sector, sino que hay otras medidas que también se deben cumplir y no siempre es así. «Hay diferentes capas en la prevención. Los antígenos son una, pero -por ejemplo- en uno de los festivales -de que tuvieron lugar el pasado mes de julio- un 27% de las personas no llevaba mascarilla, y son estas capas de prevención las que si no cumplimos totalmente, vuelven alta la probabilidad de contagio», ha explicado.

El consejero ha admitido que los grandes festivales no fueron un «elemento súper diseminador», pero ha subrayado que «hubo un exceso de contagios que no se hubieran producido si no se hubieran hecho» y que el ocio nocturno, precisamente, conlleva un importante número de interacciones. Argimon ha remarcado que «el sector que necesita aire es el sanitario» y ha recordado que, en esta quinta ola, «han pasado 1.500 personas por las UCI».

Respecto a los botellones, ha negado que sean un foco de contagio, como asegura el sector nocturno, y ha indicado que «no los debemos relacionar con la pandemia porque hace muchos años que hay». El consejero de Salud ha tratado de desacreditar este argumento como motivo de reapertura del ocio nocturno: «Cuando tuvimos el ocio nocturno abierto, recuerdo algunos titulares de ‘A pesar de estar abierto, los botellones continúan», ha remarcado Argimon, añadiendo que «seguramente, las personas que hacen botellón no son las que hacen uso del ocio nocturno».

El consejero se ha mostrado partidario de administrar la tercera dosis a las personas más vulnerables desde el punto de vista de la salud, pero ha asegurado que para adquirir la inmunidad de grupo se debe pensar en términos globales. «La vacunación debe ser un elemento de solidaridad y debe ser global. El virus replica y le da igual donde lo hace, por eso necesitamos muchísima gente vacunada, y si el sur global está en un 4 o 6%, no avanzaremos» , ha explicado, insistiendo en que «es una pandemia mundial y la solución debe ser global».

Argimon ha referido también al ámbito de la salud mental y ha afirmado que «es la prioridad», ya que hay muchos grupos sociales con afectaciones importantes. El consejero ha hecho hincapié en los jóvenes, los cuales, según los datos de los que dispone, han empeorado en este sentido: «El 10,4% de los jóvenes tienen riesgo de sufrir una enfermedad mental, un 13% en el caso de las clases menos favorecidas y un 6% en las más favorecidas». En el último estudio, del año 2018-19, la media era del 7,3%.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides