El gobierno andorrano de DA hace una “operación monstruosa” de endeudamiento público

La operación equivale a más del 50% del PIB y una vez se ejecute superará el 100% del PIB del país de los Pirineos

Andorra recordará durante años los gobiernos de Demócratas de Andorra (DA). Del de Toni Martí, por su íntima colaboración con el PP de Mariano Rajoy y la “policía patriótica” española para cargarse la Banca Privada de Andorra (BPA), provocando un terremoto sin precedentes en el sector financiero y económico del Principado. Del de Xavier Espot, por la “borrachera” de endeudamiento que, con la excusa de la pandemia de la covid-19, deja gravemente hipotecado, durante décadas, el futuro del país.

Son habas contadas. El año 2019, Andorra cerró con un PIB de 2.817 millones de euros y una deuda pública de 954 millones (34% de endeudamiento). Durante el año 2020, y para hacer frente a los efectos catastróficos de la pandemia en la economía del país, el gobierno de Xavier Espot amplió la deuda con 287 millones suplementarios: 125 millones con emisiones de bonos, 50 millones de una póliza sindicada, 100 millones de la póliza de crédito del banco francés Crédit Agricole y 12 millones más del préstamo del Banco de Desarrollo Europeo.

Fuga adelante
La caída del PIB en 2020 se ha cuantificado oficialmente en el 12%, por la gran incidencia de la pandemia en el turismo y el sector servicios, y ha quedado establecido en 2.354,7 millones de euros. El año pasado el Estado acabó con una deuda pública de 1.233 millones de euros (53% de endeudamiento).

Pero, en una fuga adelante absolutamente alocada e irresponsable, el ministro de Finanzas del gobierno de DA, Èric Jover (foto), acaba de lanzar un nuevo programa de emisión de deuda pública con validez durante un año… por 1.200 millones de euros más! Es decir, ¡el equivalente además del 50% del PIB! Una vez se ejecute, el endeudamiento de Andorra ya superará el 100% del PIB.

Riesgo sistémico
Nunca se había visto una cosa igual. Para hacernos una idea es cómo, si de golpe, España hiciera una emisión de deuda pública de 600.000 millones de euros. La reacción de los mercados internacionales ante una petición de auxilio crediticio de esta magnitud seria de terror y pondrían, automáticamente, a España en situación de riesgo sistémico de derrumbamiento de su economía.

Pues, “mutatis mutandis”, esto es lo que acaba de hacer el gobierno de DA. El decreto de esta monstruosa emisión de deuda pública lo ha publicado el Boletín Oficial del Principado de Andorra (BOPA) de este miércoles, 5 de mayo.

Primer tramo de 500 millones
Según el decreto 132/2021, de “aprobación del folleto base que da cobertura a un programa de emisión de deuda pública del Principado de Andorra en los mercados internacionales por un importe de hasta un máximo de 1.200.000.000 euros”, esta emisión se hará por tramos y está destinada exclusivamente a grandes corporaciones financieras. Los organizadores de esta macrooperación crediticia, sin precedentes en la historia de Andorra, son el Banco Santander y el Crédit Agricole y la negociación se hará en la plaza financiera de Luxemburgo.

En el marco de este programa de emisión de deuda pública, el pasado mas de abril el ministerio de Finanzas ya lanzó un primer tramo de 500 millones de euros, que ha sido rápidamente cubierto, con un constatado exceso de demanda. El dinero captado se dedicarán, oficialmente, a preparar la transición económica y ecológica tabla-covid, basada en los postulados de los objetivos de desarrollo sostenible (ODS) de las Naciones Unidas.

Intereses por encima de mercado
La Comisión Europea ha aprobado, con el programa Next Generation UE, la liberación de fondo por valor de 1,8 billones de euros para abordar este colosal proyecto de transformación, que se repartirán los 27 países miembros de la Unión Europea. Como que Andorra no forma parte, tiene que recurrir a esta macroemisión de deuda pública para intentar no perder el tren de la modernización.

Para atraer los inversores que cubran esta emisión de deuda, el gobierno de Xavier Espot les ofrece un interés del 1,5%, mucho por encima del que se paga en los mercados internacionales por este tipo de peticiones crediticias con garantía del Estado. En la actual coyuntura de sobreabundancia de dinero, los gobiernos europeos acostumbran a obtener intereses negativos en las emisiones de deuda que hacen. Pero “Andorra is different”.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides