Muere un bebé prematuro en el hospital Trueta por la bacteria que mató a dos en Vall d’Hebron

La comunidad científica internacional teme que la 'Klebsiella' sea resistente a los antibióticos que se suministran actualmente
Título de la imagen
Título de la imagen

Un bebé prematuro murió este domingo en el hospital Josep Trueta de Girona afectado por la misma bacteria ambiental, la Klebsiella, que había causado la muerte de otros dos bebés en el hospital del Valle de Hebrón, en Barcelona, entre los días 22 y 24 de abril. El bebé había nacido a las 24 semanas de gestación y estaba ingresado en la unidad de neonatologia del hospital gerundense. Desde esta unidad se ha comunicado la presencia de la bacteria, que es propia del ámbito hospitalario, al Servicio de Vigilancia Epidemiológica del departamento de Salud en Girona. El Instituto Catalán de la Salud ha informado que hay dos bebés prematuros más en el hospital Trueta a los que han detectado la presencia de la bacteria aunque no han enfermado.

Los padres de uno de los bebés muertos en Vall d'Hebrón denunciaron a la Fiscalía Superior de Catalunya que la infección podría haberla causado las malas condiciones higiénicas de la unidad de neonatologia del hospital. El centro sanitario, sin embargo, aseguró que cumple todas las exigencias en cuanto a la limpieza y asepsia de la unidad. En Vall d'Hebrón se aislaron ocho bebés prematuros y se detectó la presencia de la Klebsiella en tres de ellos, como mínimo. Ninguno de los tres ha acabado enfermando.

La Klebsiella suele producir infecciones de pulmón, de las vías urinarias y del trato intestinal. Durante los últimos meses ha centrado la atención de la comunidad científica mundial, por su resistencia a los antibióticos tradicionales.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides