¿A qué se dedica Puigdemont los sábados?

Puigdemont, en Waterloo
Puigdemont, en Waterloo

El ex-presidente de la Generalitat Carles Puigdemont tiene una cita cada sábado por la mañana: recibe los regalos de los catalanes que le visitan en su casa de Waterloo. Desde que Puigdemont se estableció en la casa alquilada en el municipio belga, donde comparte vivienda y despacho, se ha encontrado con que los sábados los catalanes que le apoyan rodean la casa y le llevan regalos, sobre todo comida típica de la zona. Así, un sábado cualquiera el tren que une Bruselas con Waterloo va lleno de catalanes que viajan hasta Bélgica en peregrinaje para ir a ver Puigdemont. Él, por su parte, y acompañado de su guardia de korps, sale de la casa, los saluda afectuosamente y recibe los regalos: ratafia, carquiñoles, jamón, queso o cualquier recuerdo que le entregan con devoción.

Puigdemont se marchó a Bélgica el 1 de noviembre del año pasado. Primero vivió en un hotel de la compañía Husa (propiedad de Joan Gaspart). Después, su amigo Jami Matamala alquiló el chalé que ahora ocupan ambos y que, incluso, denominan "la Casa de la República", donde hay una estelada muy visible. Lo que tal vez no se esperaban ni Puigdemont ni su cortejo habitual sería la peregrinación de los fines de semana. Mientras su vicepresidente, Oriol Junqueras, sigue encarcelado a Lledoners, el líder de Junts per Catalunya disfruta de las comodidades de un barrio residencial en Bélgica y de la visita de los catalanes que le regalan los productos típicos de la zona, que él agradece ostensiblemente.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides