El email de Trapero retrata a los Mossos

La policía catalana permitió el 1-O y temía perder reputación entre los independentistas, concluye la Guardia Civil
Trapero, llegando a los juzgados
Trapero, llegando a los juzgados

Un informe elaborado por la Guardia Civil sobre los correos electrónicos enviados y recibos desde el verano por Josep Lluís Trapero, máximo responsable policial de los Mossos d’Esquadra durante el 1-O, concluye que los responsables de la policía catalana permitieron el referéndum a pesar de haberlo podido evitar, revela El Periódico.

Según este informe, que ya ha sido remitido a la jueza de la Audiencia Nacional Carmen Lamela, los Mossos urdieron una estrategia operativa llamada Plan Ágora con la trataron de guardar las apariencias ante el Ministerio del Interior, el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña y la Fiscalía.

En cuanto a Trapero, particularmente, la Guardia Civil considera que defendió un relato según el cual la actuación policial defendió el orden público y la convivencia para disculpar una actitud que el informe considera «pasiva, no colaboradora y de permisividad».

Asimismo, este informe refuerza la acusación de connivencia entre las jefes de los Mossos y los impulsores del 1-O. De hecho, se incluye un correo donde consta que los Mossos conocían que las movilizaciones de la ANC y Òmnium Cultural del día 22 de septiembre «se podrían producir» y que citaban «fuentes abiertas» según las cuales efectivos de la ANC estarían retirando material vinculado con el 1-O.

En cuanto a una eventual actuación de los Mossos como policía judicial para detener a alcaldes de la CUP que se negaran a declarar sobre los preparativos del 1-O, un dossier del área de análisis de la Comisaría General de Información de los Mossos (CGINF) indicaba que este hecho «perjudicaría la percepción favorable que tiene la ciudadanía soberanista de este cuerpo policial».

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides