El caso Ester Quintana: la estrategia de la confusión

El juez del caso Quintana cita a declarar este jueves como testigos al caporal y al escoptero ante la confusión generada por las contradicciones entre agentes y subinspector
Sense títol
Sense títol

La estrategia de la confusión. Esta es la estrategia judicial que estarían siguiendo los mossos d’esquadra implicados en el caso de Ester Quintana, según ha apuntado la abogada de la acusación particular. Este martes ha declarado el subinspector de la Brigada Móvil (Brimo) imputado en el caso y, como testigos, cuatro de los siete agentes apartados por el Departamento del Interior

 

El magistrado del juzgado de instrucción número 11, Francisco González Maillo, ha tomado la decisión de citar el caporal y al escopetero de la furgoneta Dragó 414 de la Brimo para que declaren como testigos. Los dos también han sido apartados por la conselleria que dirige Ramon Espadaler. Una declaración que tendría que servir para aclarar dudas ante las contradicciones de las declaraciones de los agentes y el subinspector. El caporal y el escopetero serán citados este jueves 1 de agosto a las 10:30. 

 

Los cuatro agentes de la Brimo han declarado ante el juez que bajaron de la furgoneta cerca de la zona donde fue herida Ester Quintana, pero han añadido que lo hicieron de forma «fugaz», y que no recuerdan si dispararon salvas en aquel punto concreto. Una declaración que se contradice con el último informe elaborado por el subinspector en jefe de la unidad, en que se apunta que se disparó una salva en la confluencia del Paseo de Grácia con Gran Vía.

 

Según han informado fuentes judiciales, los agentes han dicho que dispararon dos salvas durante todo el día y han negado haber escondido información a sus mandos de los Mossos d’Esquadra. Las mismas fuentes judiciales han apuntado que los agentes no se han contradicho entre ellos, sólo han dado algunos «matices» diferentes, pero sí que hay contradicciones respecto lo que dice el subinspector. De hecho, este último ha ratificado el informe que ha hecho a partir de la información aportada por los caporales de los agentes. 

 

Según ha afirmado la abogada de Ester Quintana, Laia Serra, las declaraciones de los cuatro agentes de la Dragó 414 «no cuadran con nada» y se contradicen con lo que dice el informe elaborado por su subinspector, que ha declarado antes de los agentes. Una de las novedades que se extrae de las declaraciones de este martes es sobre la posición de la Dragó 414. Los agentes han declarado que su furgoneta se habría quedado en paralelo a la primera furgoneta, la Dragó 40, donde se encuentra el jefe de la unidad. A partir de estas declaraciones también se sitúa a las tres furgonetas implicadas más cerca de la esquina de Paseo de Grácia con Gran Vía.

 

Un caso complicado que sigue su curso en el juzgado con la declaración el jueves del caporal y el escopetero de la Dragó 414, y queda pendiente que el juez González Maillo cite a declarar el septiembre al jefe de la Brigada Móvil, Marc Caparrós. Un mando que, por cierto, se le ha visto este martes en La Ciutat de la Justicia.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides