El juzgado de instrucción número 13 de Barcelona ha notificado el inicio del procedimiento para embargar los bienes de dieciséis de los treinta altos cargos de la Generalitat procesados por malversación a raíz de la organización de la consulta independentista del 1-O.

La Caja de Solidaridad que el independentismo ha creado para recaudar fondos para pagar las fianzas de independentistas procesados, había depósito 3,7 millones de euros el pasado 8 de mayo de los 5,8 millones correspondientes a la fianza solidaria que el juez había impuesto a los procesados.

Pero el juez considera que desde la Caja de Solidaridad no se puede depositar directamente ninguna fianza porque no forma parte del procesamiento, sino que esta fianza tiene que llegar directamente de manos de los procesados, por lo cual ha iniciado el procedimiento de embargo.

La notificación del juez ha sido enviada a los procesados acusados de malversación Aleix Villatoro, Antoni Molons, Joaquim Nin, Francesc Sutríes, Amadeu Altafaj, Rosa Vidal, Albert Royo, Pablo Raventós, Jaume Clotet, Josep Ginesta, David Palanques, David Franco, Natàlia Garriga, Rosa Maria Rodríguez, Josué Sallent y Xavier Puig.

Esta mañana, la número dos de la candidatura de JxCat a la alcaldía de Barcelona, Elsa Artadi, ha criticado la decisión del juzgado número 13 de Barcelona sobre el embargo de bienes a los altos cargos de la Generalitat procesados por el 1-O.