El líder de ERC, Oriol Junqueras, se ha mostrado contundente en una entrevista a 'El País' que lo ha entrevistado en la prisión de Lledoners y que el medio publica este sábado. Hasta el punto en qué Junqueras no esconde su indignación cuando le preguntan si los políticos engañaron a los catalanes "prometiendo una independencia imposible". Airado, Junqueras responde: "Y una mierda. Y una puta mierda. Dijimos la verdad: que el proceso tenía que finalizar con la independencia. Esto se impidió con palizas, prisión, destituyendo gobiernos y cerrando parlamentos".

El exvicepresidente también responde preguntas sobre la vía unilateral. En este sentido, dice que quién impuso esta vía fue el Estado negándose a todo. "Cualquier proceso complejo tiene que ser necesariamente multilateral. Y en este caso requiere de las instituciones políticas catalanas, españolas, europeas e internacionales, de las empresas privadas, y de tener los apoyos suficientes".

Por otro lado, Junqueras condiciona el apoyo en los presupuestos del Estado a los resultados de la mesa de diálogo.

El máximo dirigente de ERC aprovecha la entrevista para enviar algunos mensajes a los socialistas catalanes: "Los partidos con quienes hemos negociado siguen mostrando dosis de inhumanidad alucinantes: saben que somos inocentes y siguen callando. Los socialistas catalanes han aplaudido la prisión de inocentes". Más adelante, Junqueras insiste: "Será un placer cruzarme con los socialistas catalanes cuando salga de aquí y ver si aguantan nuestras miradas".