Cargas policiales durante la protesta por el desahucio de una familia con tres hijos
En la calle

Siete furgonetas de los antidisturbios del área Regional de Recursos Operativos (ARRO) y cinco de la Brigada Móvil (Brimo) de los Mossos d'Esquadra se han desplazado hasta el número 274 de la travessera de Gràcia, en el barrio del Camp d'en Grassot, para intentar desahuciar por tercera vez a una familia con tres hijos, uno de los cuales es menor de edad.

Decenas de personas se han concentrado fuera del inmueble desde primera hora de la mañana para intentar frenar a los agentes, mientras que unas sesenta personas han pasado la noche en el interior para impedir su acceso en el domicilio familiar.

Los agentes de los Mossos han cargado con las porras contra los concentrados. En algún caso, los golpes de porra han impactado por encima de la cintura, hecho que ya ha sido denunciado por varias personas a través de las redes sociales y que ya han pedido explicaciones al gobierno catalán.

La regidora de Vivienda y Rehabilitación, Lucía Martín (BComú), ha exigido a los Mossos que desconvoquen el dispositivo policial, eviten los enfrentamientos con los concentrados y dejen que la familia desahuciada tenga un nuevo piso de la bolsa de viviendas.

BUSCAR LOS VÍDEOS
Apúntate a nuestra newsletter
Suscríbete a nuestra newsletter y recibirás diariamente toda la información en tu correo.
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información Acepto