El politólogo Ramón Cotarelo, ahora un puigdemontista acérrimo, ha pasado en un par de años de ocupar un lugar testimonial en la lista electoral de Esquerra Republicana a atacar continuamente a ese partido.

En este contexto se enmarca el comentario que dedicó hace unos días a la presentadora estrella de Catalunya Ràdio Mònica Terribas, una figura no muy discutida públicamente por los independentistas: "Otra voz de su amo y activista erki". Terribas solía recibir críticas principalmente de los no independentistas, aunque estos tienen sobre todo a TV3 en el punto de mira.

El caso de Cotarelo es parecido En concreto, se dedica a denunciar que ERC controla la televisión pública, un medio donde ha ido de invitado unas cuántos veces y que tilda ahora de "mierda indigna".

Una mención destacada merece Sergi Sol, hombre cercano a Oriol Junqueras y tertuliano de TV3, de quién Cotarelo afirma que es un "comisario político" que difunde consignas, vigila que se cumplan y liquida a los discrepantes con juego sucio, si hace falta.

"Erki" es la denominación coloquial y despectiva que muchos de la órbita posconvergente usan contra ERC. Cotarelo, sin ir más lejos, dice de los "erkys" que "rompieron la unidad para sabotear la independencia".

El politólogo madrileño aboga por una lista unitaria indepe "encabezada por el MHP Puigdemont o persona que le represente, sin partidos, cívica, transversal y comprometida con la DUI a las 24 horas de ganadas las elecciones [sic]", argumentando que "es una emergencia nacional". "En mi modesta opinión, JxC, PDECat, la Crida, ERC, CUP, etc., son el pasado", ha escrito.