El juicio a los líderes independentistas que se está haciendo al Tribunal Supremo ha contado este lunes con el testimonio de un comandante de la Guardia Civil que hizo de secretario de los atestados que documentaron la causa del juzgado número 13 de Barcelona contra los preparativos de la consulta del 1-O. Este comandante del instituto armado, que era el segundo del teniente coronel Daniel Baena, ha afirmado que "EnfoCATs hablaba de una doble legislación, de una posible desobediencia civil, del referéndum y, finalmente, de la declaración de la República".

Esta afirmación ha provocado que el abogado de Oriol Junqueras y Raül Romeva, Andreu Van den Eynde, haya protestado al considerar que el testigo perdía el tiempo informando del contenido de EnfoCATs, que el testigo ha calificado de "documento estratégico", encontrado en casa de Josep Maria Jové quién fue secretario general de Economía.

El número dos de Baena ha destacado el papel que tuvieron en las decisiones que se tomaron los días álgidos del proceso independentista el entonces presidente de la ANC, Jordi Sànchez, y el presidente de Òmnium, Jordi Cuixart. En su declaración ha explicado que en la libreta Moleskine, también encontrada en casa de Jové, se sitúa a los dos encausados en una reunión que se celebró el 7 de enero de 2016 afirmando que en el encuentro "estaban presentes ANC y Òmnium y digo que es importante porque fue en la misma sede de la ANC".

Esta reunión en la sede de la ANC estarían también Oriol Junqueras, Raül Romeva y Jordi Turull. En la reunión, denominada "el último intento", "se estaba definiendo quién sería el próximo presidente de la Generalitat y como iba a ser la distribución de las consejerías" entre ERC y la antigua CiU. En este contexto, el número dos de Baena afirma que "en las hojas de ruta de la ANC de 2015, 2016 y 2017 se habla de acción coordinada con partidos políticos para conseguir la independencia", remachando que "la principal función de la ANC y Òmnium Cultural era la de movilización ciudadana".

Por otro lado, el comandante de la Guardia Civil también ha declarado que se interceptaron avisos de los Mossos d'Esquadra a varios personajes públicos catalanes en los cuales les alertaban de los registros del 20-S en el departamento catalán de Economía y en los cuales los daban consejos. En este sentido también ha afirmado que "las grabaciones entre los Mossos del día del referéndum indicaban que había un seguimiento de la Policía Nacional y la Guardia Civil".