La Fiscalía Superior de Cataluña investiga si el consejero de Interior, Miquel Buch, destinó a un agente de los Mossos d'Esquadra a hacer de escolta de Carles Puigdemont.

Se trata de un agente que, en verano, Buch nombró asesor del Departamento en sistemas de seguridad. La investigación se ha iniciado a raíz de una denuncia de Ciutadans.

La Fiscalía cree que cargos de Interior podrían haber cometido delitos de prevaricación y malversación, y sospecha que el agente no tenía funciones dentro del Departamento, sino que protegía los movimientos de Puigdemont en Bélgica y en viajes por Europa.

En el texto, Ciutadans ha adjuntado algunas fotografías y mensajes publicados en las redes sociales en que se vería el agente acompañando Puigdemont.

Por todo ello, el fiscal ha abierto diligencias de investigación y ha pedido a los Mossos d'Esquadra que investiguen si este agente hizo funciones de protección, custodia o escolta de Puigdemont desde que lo nombraron asesor de Interior.