La exconsejera catalana de Cultura y diputada de JxCat en el Congreso Laura Borràs y su abogado, Gonzalo Boye, han cargado contra la jueza Sílvia López, titular del Juzgado de Instrucción número 9 de Barcelona, de quien dicen que ha investigado a la exconsejera "de manera incompetente".

Se trata del asunto por el que dio explicaciones en el Parlamento de Cataluña sin estar imputada, en el que la figura clave es un excolaborador de ella que facturó a la Institució de les Lletres Catalanes (ILC) cuando Borràs estaba al frente, Isaías Herrero, a quien se investiga en una causa secreta que tiene en el punto de mira la presunta comisión de delitos de tráfico de drogas y falsificación de dinero.

El escrito presentado por Boye en defensa de Borràs, cuyo contenido detalla El Món, sostiene que Borràs ha sufrido una "investigación judicial prospectiva" y reclama la nulidad de pleno derecho de las diligencias sobre los contratos formalizados por Herrero con la ILC durante la etapa de Borràs.

Boye esgrime que es "gravísimo" que la jueza, que ha solicitado las credenciales de diputada de Borràs, no haya sido desde el inicio de las indagaciones, según argumenta, objetivamente competente para investigarla, ya que al principio Borràs era consejera y diputada en el Parlamento de Cataluña y después diputada en el Congreso, por lo que estaba aforada y cualquier investigación sobre ella la tendrían que haber asumido el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña, inicialmente, y después el Tribunal Supremo.

Por su parte, la diputada de JxCat ha tuiteado: "Presentamos escrito contra la jueza del 9 que de forma incompetente ha estado investigándome sin notificármelo en una causa secreta donde presuntamente hay de tráfico de drogas a falsificación de divisas y ahora quiere saber si soy diputada. Los motivos: ser una conocida independentista".

"Cuando me enteré por la prensa de la supuesta investigación contra mí solicité comparecer voluntariamente en el Parlament y di todas las explicaciones. Los que quieren hacer daño, se salen con la suya haciendo sufrir y quieren salpicar sabiendo que levantan sospechas y manchan", ha lamentado.