España suma 33.089 casos de coronavirus, de los que hay activos menos de 27.000, y 2.182 muertos, ha anunciado este lunes el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias del Ministerio de Sanidad, Fernando Simón.

18.674 personas afectadas por el Covid-19 se encuentran hospitalizadas, 2.355 en unidades de cuidados intensivos (UCI), y 3.555 han recibido el alta, según el mismo informa oficial. Cataluña acumula 5.925 casos, 551 ingresados en UCI, 245 muertos y 664 altas.

Simón ha destacado en su balance diario como hecho positivo que, si bien los ingresos en UCI siguen creciendo, pierden terreno en comparación al total de hospitalizaciones. Como dato negativo, ha indicado que 3.910 profesionales sanitarios han sido afectados por el Covid-19.

El director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, asimismo, ha indicado que "se está suavizando el incremento de casos notificados diariamente", pero ha añadido que no tienen la certeza de que se haya alcanzado el pico de la gráfica que muestra la expansión de la pandemia en España.

Simón ha aclarado que hay un retraso de siete a diez días entre el inicio de los síntomas y las notificaciones, de tres a cuatro días entre que los médicos tienen constancia del caso y se notifica para elaborar las estadísticas, y cinco días de retraso hasta que el impacto de la enfermedad se refleja en la carga asistencial, aproximadamente, desde la aparición de los síntomas, por lo que ha manifestado que la evolución real es "diferente de la que vemos".

"Con las medidas actuales, el riesgo de transmisión es mínimo", ha indicado. Y ha defendido las medidas adoptadas por el gobierno español: "Nuestra mejor medida nueva no es añadir otra, sino conseguir que las que tenemos se implementan bien".

Simón ha asegurado que trabajan sobre la premisa de los "peores escenarios" y que las medidas actuales "son muy estrictas" y "se están implementando de manera mucho, muy eficaz", en referencia a los datos de disminución de la movilidad. También ha explicado que la gran preocupación de los técnicos de Sanidad era evitar proponer medidas que no se pudieran cumplir. En ese sentido, ha recordado que "nuestro país no es China", puesto que "todas las Comunidades Autónomas se encuentran afectadas", y que España por si misma tiene que "mantener una capacidad económica mínima".

Si bien ha apuntado que si todo va como esperan durante los próximos días "llegará el momento de empezar la desescalada ", ha avisado de que llegar a la cumbre "no implica" haber superado el problema, y que dar pasos atrás podría arruinar el esfuerzo de la población y crear un escenario peor. Sobre la relajación de las condiciones del confinamiento, ha adelantado que habrá que "mantener la disciplina" en cualquier caso, y no relajarlas demasiado ni demasiado temprano.

En cuanto a un eventual traslado de pacientes entre Comunidades, el responsable de Alertas y Emergencias Sanitarias ha respondido que lo harán "cuando sea necesario", y ha recordado que no todas las CCAA se encuentran en la misma fase de expansión del Covid-19.