Ernest Maragall ha anunciado que, si se convierte en alcalde de Barcelona, impulsará la creación de una figura, el "alcalde por la noche", no sólo dedicada a la seguridad, sino también con competencias para coordinar la gestión de las problemáticas asociadas a la vida nocturna "creciente"..

El candidato de ERC a la alcaldía ha añadido que su propuesta no es ningún capricho o invento, sino que es la importación de una figura presente en Amsterdam, Londres, Nueva York y Tokyo que enmarca en la adaptación de Barcelona las necesidades de una "ciudad global".

Asimismo, Maragall ha cifrado en un millar el incremento de agentes de la Guardia Urbana necesario para "rejuvenecer" el cuerpo y en medio millar el de efectivos de los Mossos d'Esquadra que necesita la capital catalana.