La Asamblea Nacional Catalana (ANC) convocó movilizaciones ciudadanas ante las sedes del PDECat y ERC este miércoles en protesta por los pactos que estas dos formaciones han hecho por separado en ayuntamientos y la Diputación de Barcelona con el PSC.

La ANC consiguió convocar escasamente unas 300 personas que lucieron carteles donde se podía leer: "JxCat y Esquerra se nos acaba la paciencia", "Botiflers", "Traidores", "No sois dignos del pueblo catalán", "No os votaremos", o "¿Qué estáis haciendo con nuestros votos?".

La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, ha amenazado al PDECat y ERC enviando un "toque de atención" a los partidos independentistas, al considerar que todavía están a tiempo de sacar a los "dirigentes de la represión" de ayuntamientos y la Diputación de Barcelona.

Paluzie ha insistido en pedir que las fuerzas independentistas que tienen representación en el Congreso de los Diputados veten la investidura del socialista Pedro Sánchez como presidente porque "el mejor mensaje que se puede dar al mundo es que España es ingobernable si no se resuelve el conflicto catalán".