El sindicato CGT denuncia lo que considera una situación inaceptable en el sector de la enseñanza pública en Cataluña. Por este motivo este sindicato hace un llamamiento a los profesionales de este sector a que participen en una serie de actos y movilizaciones "para acabar con los recortes que ahogan a los centros desde 2011".

Este viernes, la CGT tiene previsto hacer una asamblea de trabajadores de la enseñanza pública para acabar de concretar las acciones a llevar a cabo en la "Semana de lucha en la educación pública" del 4 al 10 de febrero, entre las cuales se contemplan encierros en centros educativos.

En el comunicado hecho público por la CGT se dice que: "Es urgente aumentar la inversión en la educación pública, para atender al alumnado y a las familias como merecen, mejorar las condiciones de aprendizaje y garantizar los derechos de los niños y jóvenes. Hay que enderezar la situación, el sistema educativo no puede sostenerse más con nuestro sobreesfuerzo y explotación".

Para el sindicato "el debate de presupuestos es un contexto favorable para presionar y conseguir mejoras concretas. Y aunque no se aprueben se pueden destinar partidas en la educación pública. Por eso estamos construyendo una semana de lucha, coordinada con las familias y estudiantes, convocando encierros en los centros con charlas y asambleas. Y continuaremos con las acciones que hagan falta hasta conseguir revertir los recortes".

Entre las reivindicaciones de la CGT hay el restablecimiento del horario lectivo anterior a los recortes, la reducción de las ratios con un máximo 20 alumnos a Primaria y 25 a Secundaria, el incremento del personal de apoyo a la docencia para atender la diversidad, la retirada del Decreto de Plantillas o el regreso de la inversión pública en las guarderías.