La primera jornada de huelga indefinida de los trabajadores de Eulen al Aeropuerto del Prat de Barcelona transcurre con tranquilidad y normalidad con la presencia de la Guardia Civil en los controles de seguridad velando por el cumplimiento de los servicios mínimos, después de que los empleados rechazaran domingo la propuesta de mediación de la Generalitat.

Por otro lado, el comité de huelga de Eulen ha presentado hoy varias denuncias ante Inspección de Trabajo por presuntas vulneraciones del derecho a huelga de los trabajadores del Aeropuerto de Barcelona-el Prat y otras incidencias relativas a las condiciones de trabajo.

El portavoz del comité, Joan Carles Giménez, ha explicado a Efe que las denuncias se han presentado este mediodía ante la Inspección de Trabajo en funciones de guardia, dependiente del departamento de Trabajo de la Generalitat.

El ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, se ha reunido hoy en Barcelona con la Generalitat y el Ayuntamiento de Barcelona para hacer el seguimiento de la huelga indefinida. Ha anunciado que el miércoles por la tarde se reunirá el consejo de ministros para analizar la situación del Prat e impulsar el arbitraje.

Los trabajadores, por su parte, están dispuestos a continuar la huelga indefinida hasta el laude obligatorio que ha anunciado el Gobierno y que creen "ilegal"; a la vez critican también el despliegue de la Guardia Civil.