Los focos de la actualidad ilumina hace días y casi con exclusividad el drama sanitario del coronavirus. Pero hay otra tragedia, derivada de la primera, que llama a la puerta con insistencia, la laboral. Como las cifras de las muertes, la económica también asusta.

Con datos del Día del Trabajador (1 de mayo), Cataluña registraba 95.808 Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) con un total de 704.288 trabajadores afectados que van al paro temporalmente, según los últimos datos del departamento de Trabajo, Asuntos Sociales y Familia. En los últimos días se han registrado 2.703 trabajadores más y 381 empresas han presentado un expediente temporal. El 93,9% de los procedimientos, que incluyen el 85,6% de los trabajadores afectados, se han registrado alegando una causa de fuerza mayor.

Los trabajadores incluidos en un expediente temporal ya representan más del 20% de la población ocupada en Cataluña, que es de 3,45 millones de personas, según los datos de la Encuesta de Población Activa del primer trimestre del 2020. La principal preocupación es evitar que los ­ERTE no se conviertan en ERE, pero la realidad no lo hace fácil.

Barcelona lidera el caos
Barcelona continúa siendo la demarcación con más expedientes con 69.866 ERTE y 553.511 personas afectadas. Las comarcas gerundenses han recibido 10.777 expedientes para 67.652 trabajadores. En Lleida hay 5.297, con 29.920 personas afectadas. En el Camp de Tarragona, 7.580 empresas han registrado expedientes con 43.876 afectados, mientras que en las Terres de l'Ebr el balance es de 2.288 expedientes y 9.329 personas afectadas.

Por comarcas, el Barcelonès se mantiene como la más afectada, con 31.703 expedientes y 240.321 personas en el paro de forma temporal. A continuación está el Vallès Occidental (10.269 empresas y 90.088 trabajadores afectados) y el Baix Llobregat (8.991 expedientes y 94.682 personas afectadas).

El sector servicios, el más afectado
En cuanto a las actividades económicas, el sector servicios acumula el 81,5% de los ERTE, con un total de 78.071. Desde que estalló la crisis del coronavirus, casi medio millón de personas (499.987) vinculadas al sector terciario se han quedado sin trabajo de forma temporal. En cuanto a la industria, los expedientes ya llegan a los 8.089 y el número de personas afectadas es de 138.065. Por otro lado, la construcción suma 7.716 ERTE y 45.182 trabajadores en el paro, mientras que la agricultura ha registrado 692 expedientes y ha visto como 3.955 personas se quedaban sin trabajo.

Si se tienen en cuenta los sectores empresariales, siguen destacando las actividades relacionadas con el servicio de comida y bebidas, en qué 19.065 empresas han presentado expedientes que han afectado un total de 108.276 empleados. A continuación viene el comercio al por menor, con 12.582 ­ERTE y 56.128 trabajadores afectados. Finalmente, las actividades relacionadas con los servicios a otras personas suman 6.849 expedientes y 18.510 trabajadores afectados.