El Congreso aprueba la reforma de la ley del ‘solo sí es sí’ con los votos de PSOE y PP

La iniciativa de los socialistas también obtiene el apoyo de Cs, PDECat y PNV mientras que Junts se abstiene y ERC y CUP se oponen

Ple del Congrés dels Diputats

El pleno del Congreso ha aprobado este jueves la reforma de la ley del ‘solo sí es sí’ impulsada por el PSOE. Los socialistas han conseguido el apoyo del PP, Cs, PDECat y PNV. Unidas Podemos se ha opuesto y ha criticado que sus socios de coalición se hayan aliado con la derecha para modificar el texto del Ministerio de Igualdad. ERC, EH Bildu y la CUP también han votado ‘no’. Junts se ha abstenido y Vox no ha votado. Así pues, la norma ha sumado 233 ‘sí’, 59 votos en contra y 4 abstenciones. El texto introduce un subtipo agraviado con penas más altas en el delito de agresión sexual cuando haya violencia o intimidación. Durante el trámite parlamentario la reforma ha incorporado enmiendas técnicas pactadas entre PSOE y PP. Ahora la norma tendrá que pasar por el Senado.

La diputada del PSOE Andrea Fernández ha defendido que la reforma es un «ejercicio de responsabilidad» y da una solución «técnica» a una norma que «no ha funcionado adecuadamente». «No toca la definición de consentimiento», ha subrayado, y ha dicho que «aquellos que se han dedicado a anunciar el apocalipsis son incapaces de explicar por qué es tan mala la propuesta». Fernández ha agradecido el trabajo de las diputadas del PP, pero ha lamentado que el partido ha tratado de obtener «rédito».

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha criticado que «los derechos de las mujeres no se negocian con el PP» y ha argumentado que el voto a favor de los populares indica que la reforma «no es un adelanto sino un retroceso». Montero ha lamentado que los socialistas hayan descartado una reforma «unitaria» del gobierno español. «Hoy es un día triste, seguramente el más difícil que he vivido en este parlamento como ministra», ha dicho.

Defensa de la «corrección»
Desde el PP, su portavoz Cuca Gamarra ha defendido que la reforma «vuelve la confianza» en el Congreso y recupera las penas que tenía «el Código Penal de la democracia». La número dos de los populares ha lamentado que la motivación del PSOE sea parar la «sangría electoral» en el que es el «peor ejemplo de la política». Gamarra ha acusado el presidente del gobierno central, Pedro Sánchez, de estar escondiéndose y ha exigido responsabilidades políticas con «ceses y dimisiones».

La diputada de Junts Pilar Calvo ha defendido no oponerse a la modificación y ha asegurado que el partido lo hace para «defender a las mujeres». «No lo hemos dejado de hacer ni un segundo», ha remarcado. Calvo ha lamentado que el PSOE no haya aceptado sus enmiendas relacionadas con la pornografía que tenían como objetivo limitar el acceso de menores de edad a estos contenidos.

El diputado del PDECat Genís Boadella ha justificado el ‘sí’ a la reforma ante los «efectos indeseados» que ha tenido en forma de rebajas de condenas. «Esta modificación al margen de quien la vota, hace una corrección técnica al Código Penal muy necesaria», ha asegurado.

Por parte de Cs, la diputada Sara Giménez ha defendido la necesidad de la reforma, que voz «rigurosa» y «adecuada». «Esperamos que se deje de hacer política de baja altura con esta reforma», ha dicho, y ha reclamado «responsabilidad» en Unidas Podemos. Según Giménez, la modificación «no es de derechas ni de izquierdas» sino «una cuestión de país».

Podemos, ERC y CUP critican el PSOE
La diputada de Unidas Podemos Lucía Muñoz ha denunciado que con la reforma se vuelve «al esquema anterior del Código Penal de la Mandada». «Al modelo de la herida en lugar del modelo del consentimiento», ha afirmado. Muñoz ha reprochado al PSOE que haya rechazado todas las propuestas de modificación del Ministerio de Igualdad, que «haya entregado los derechos feministas a los reaccionarios» y ha pedido a los socialistas que «miren a la mayoría feminista y plurinacional».

La diputada de ERC Pilar Vallugera ha criticado que el PSOE se haya «aliado con el PP para reformar la norma. «¿Son conscientes de lo que están haciendo? Tres años repitiendo que el PP no es feminista y ahora les compran la reforma», ha dicho. Vallugera ha argumentado que el nuevo texto supone «ir atrás» y ha afirmado que no es una cuestión técnica sino «ideológica».

La portavoz de la CUP, Mireia Vehí, ha opinado que la reforma es un «despropósito electoralista» que tiene como objetivo «responder mediáticamente al asedio de la derecha». Vehí ha argumentado que «el problema tiene que ver con el patriarcado y las relaciones de poder» y no con el castigo a los agresores. «Punitivismo es tocar solo cuestiones superficiales», ha dicho.

Introducción de enmiendas
El PSOE ha pactado con el PP la introducción durante el trámite parlamentario de enmiendas técnicas. La enmienda más relevante introducida en el texto modifica la ley de protección de la infancia a propuesta de Cs, Unidas Podemos, Más País y Junts. El texto corrige un error de la norma, conocida como ley Rhodes para garantizar que la prescripción de los delitos graves contra la infancia empezará a partir de que la víctima cumpla los 35 años.

Violencia en los tipos básicos
La reforma del PSOE incrementa las penas de agresión sexual en los tipos básicos -y no como agravantes como defendía Unidas Podemos- cuando haya violencia o intimidación. El texto registrado incrementa a cinco años el máximo para una agresión sexual «si se hubiera cometido empleando violencia o intimidación o sobre una víctima que tenga anulada por cualquier causa su voluntad».

El actual redactado de la ley del ‘solo sí es sí’ en el artículo 178, no menciona la violencia o intimidación y fija la horquilla básica de todas las agresiones sexuales entre uno a cuatro años. Ahora, el PSOE añade un apartado que fija un subtipo agraviado cuando haya violencia o intimidación con una horquilla de entre uno a cinco años. De este modo, se devuelve a la horquilla del anterior Código Penal en este tipo de casos.

(Visited 58 times, 1 visits today)
Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario