Las escuelas privadas de música reclaman al Govern una financiación justa, suficiente y equitativa

Convocan concentraciones y actos de protesta para que se haga llegar la enseñanza musical al máximo número de ciudadanos independientemente de su residencia e ingresos

Protesta per reclamar un finançament just de les escoles de música, davant del 'Taller de músics'

El pasado 22 de noviembre -festividad de Santa Cecilia, patrona de la música- un gran número de escuelas de música de iniciativa privada de toda Cataluña llevaron a cabo a las puertas de sus centros una acción reivindicativa para reclamar una financiación justa, suficiente y equitativa. La acción consistió en una concentración simbólica de alumnos, profesorado y comunidad educativa de cada centro, con instrumentos musicales pero sin actuar, con el fin de manifestar el malestar por la situación que sufren estos centros. En estas concentraciones se leyó el Manifiesto de Santa Cecilia, promovido por EMIPAC (Escuelas de Música de Iniciativa Privada de Cataluña), la asociación que agrupa a este tipo de centros de enseñanza musical.

El presidente de EMIPAC, Llorenç Domènech, asegura que “esta concentración simbólica sólo es el inicio de una campaña continuada de acciones a todos los niveles: políticos, Departamento de Educación, opinión pública, etc… campaña que no acabará hasta que se logren las reivindicaciones justas que reclamamos”. En el Manifiesto de Santa Cecilia se denuncia que «la situación que históricamente sufren las escuelas de música autorizadas de titularidad privada en Cataluña, imprescindibles en sus demarcaciones, es claramente discriminatoria para las familias y alumnos de estas escuelas» y que «esta situación sostenida en el tiempo, ha situado a las escuelas de música de titularidad privada (en su inmensa mayoría microempresas, cooperativas, asociaciones, fundaciones o incluso autónomos) en una situación de precariedad económica extrema que está abocando a muchas escuelas, algunas de ellas centenarias, a su desaparición”.

Por este motivo piden al Parlament y al Gobierno de la Generalitat que “con la finalidad que todos compartimos hacer llegar la enseñanza de la música al máximo número de ciudadanos de nuestro país con independencia de su residencia y situación socio-económica (…) adopten las medidas financieras necesarias para evitar la desaparición de una parte insustituible e imprescindible de la enseñanza musical en Cataluña, como son las ochenta escuelas de música autorizadas por el Departamento de Educación de iniciativa privada de gran arraigo y trayectoria de muchos años de servicio a la comunidad, y que se ponga fin a una situación histórica de discriminación de las más de 15.200 familias y alumnos y más de 1.300 docentes que pone en riesgo tanto la educación musical de estos alumnos como los citados sitios de trabajo”.

Además, exigen que “se establezca un sistema de financiación de las escuelas de música autorizadas del Departamento de Educación que sea equitativo para todos los alumnos y familias de TODAS las escuelas de música autorizadas, que tenga en cuenta las circunstancias familiares y socioeconómicas de los alumnos y NO la titularidad de la escuela donde se estudia y que sea suficiente, sostenible y equitativo para TODAS las escuelas de música autorizadas sean de titularidad municipal o de iniciativa privada”.

Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario

Noticias más leídas

 

Desactiva tu adbloker en nuestra web para disfrutar el contenido

  1. Pulsa el icono del adblocker
  2. Selecciona «No actuar en páginas de este sitio web» (o similar). También puedes pulsar el botón «Activado para este sitio» o «Pausar adblocker».
  3. Pulsa el botón refrescar de tu navegador para ver el contenido completo.