Lluvia de críticas contra Felipe VI después del mal trago en Colombia

Unidas Podemos y el independentismo cargan contra el monarca por no levantarse al exhibir la espada de Simón Bolívar

El rey Felipe VI sentado mientras se exhibe la espada de Simón Bolívar

La asistencia del rey Felipe VI a la toma de posesión del presidente de Colombia, Gustavo Petro, ha desencadenado una avalancha de críticas contra el monarca por su decisión de no levantarse -a diferencia del resto de invitados presentes- en el momento del acto en que se exhibió la espada del libertador Simón Bolívar, símbolo de la independencia de las antiguas colonias españolas en América. Tanto Podemos como los partidos independentistas han cargado contra el comportamiento del rey, el cual consideran «inexplicable» e «imperialista».

La ministra de Derechos Sociales y líder de Podemos, Ione Belarra, ha reclamado a Felipe VI que pida perdón y ha señalado que «nuestro papel era mostrar todo el respeto y apoyo al proceso democrático recorrido. Es inexplicable lo que ha pasado y merece una disculpa«. Por su parte, el portavoz del grupo parlamentario de Unidas Podemos en el Congreso, Pablo Echenique, ha calificado la actitud del monarca como un «acto irrespetuoso» y ha pedido explicaciones al ministro de Asuntos exteriores, José Manuel Albares: «Según la Constitución española, el rey no puede hacer lo que le dé la gana. Sus actos tienen que ser referendados», ha recordado Echenique.

El independentismo catalán también ha aprovechado este hecho para cargar contra Felipe VI. El diputado de ERC en el Congreso Jordi Salvador ha manifestado, a través de Twitter, que el rey «es un impresentable digno heredero de muchos impresentables. Un hombre que ha renunciado a ser persona para ser un digno sucesor de una monarquía golpista, corrupta y pro fascista». El expresidente de la Generalitat y eurodiputado de JxCat, Carles Puigdemont, también se ha referido a esta situación y, como Echenique, ha señalado al ministro Albares.

«Si el rey decide ofender el pueblo colombiano en un acto oficial, la Constitución dice que el responsable sería el ministro que lo acompaña, que ratifica de manera tácita con su presencia todo aquello que hace y dice el rey», ha comentado Puigdemont, añadiendo que «quien no se levantó no fue una persona sino España». La CUP también se ha sumado a las críticas y la diputada en el Parlament Eulàlia Reguant ha relacionado la actitud de Felipe VI con «la naturaleza imperialista y colonial del Reino de España y la monarquía española».

Al margen de los reproches que el rey de España ha recibido por su comportamiento, durante la toma de posesión de Petro el monarca también fue objeto de silbidos. El nuevo presidente colombiano denominó una por una las personas que había presentes en la ceremonia y, en el momento de pronunciar el nombre de Felipe VI, el público silbó y abucheó al monarca.

Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario

NOTAS ESPECIALES

Noticias más leídas