La PAH responsabiliza al consistorio, la Generalitat y al Gobierno central del suicidio del vecino del Bon Pastor

La plataforma asegura que "la atención social por parte de las distintas administraciones es insuficiente"

Manifestación del movimiento en defensa de la vivienda en Barcelona

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) de Barcelona ha expresado su «profunda tristeza» por el suicidio de un vecino del barrio de Bon Pastor cuando estaba siendo desahuciado de un piso propiedad del Ayuntamiento de Barcelona, ​​y ha señalado al consistorio, la Generalitat y al Gobierno central como responsables por la falta de políticas habitacionales. «Esta persona, al menos desde los últimos tres años, no disponía del acompañamiento adecuado a su situación, por lo que en el momento en que ha perdido la vivienda, su único refugio, no ha visto otra alternativa que quitarse la vida», ha manifestado la PAH, quien considera que «el sistema de protección social ha fallado».

El movimiento en defensa del derecho a la vivienda ha asegurado que «la atención social por parte de las diferentes administraciones es insuficiente» y, en este sentido, ha destacado «la infradotación de los servicios sociales», la concepción del «modelo de vivienda como bien de mercado» y «la dificultad de acceso a la salud física y mental». La concejala de Vivienda del Ayuntamiento de Barcelona, ​​Lucía Martín, justificó el proceso de desahucio contra el vecino del Bon Pastor argumentando que el hombre hacía un «uso fraudulento» de la vivienda y que no quiso establecer un vínculo con los Servicios Sociales municipales y, en este sentido, la PAH ha criticado que la responsabilidad de poner en marcha los protocolos que ofrecen las administraciones públicas recaiga «sobre las espaldas de la persona afectada».

«¿Qué es lo que ocurre cuando esta persona, por desconocimiento o por incapacidad no puede seguir los mecanismos que se imponen desde los servicios sociales? Pues la indefensión absoluta«, señala la plataforma en el comunicado, añadiendo que precisamente en los casos más difíciles es «cuando una atención proactiva y personalizada es más necesaria». La PAH hace un llamamiento a solucionar «el problema estructural» y «garantizar el derecho a la vivienda», y pide a las administraciones competentes -Ayuntamiento, Generalitat y Estado- «prohibir los desahucios sin alternativa, aumentar el parque público de vivienda e invertir recursos en los servicios sociales y en la atención proactiva, integral y personalizada de las personas afectadas».

Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario

NOTAS ESPECIALES

Noticias más leídas