TV3 ya calienta la asamblea con fichajes de ‘lujo’ para el programa ‘Onze’

El espacio estrella de Esports 3 da de alta a varios nuevos colaboradores cuya única misión es insultar a Bartomeu

Vicent Sanchis, director de TV3
Vicent Sanchis, director de TV3

En vísperas de la convocatoria de la asamblea ordinaria, que se fijará este jueves en la reunión de junta directiva, el motor mediático de la junta de Joan Laporta ya se ha puesto en marcha. O mejor dicho, se ha disparado de forma descontrolada, especialmente desde TV3, televisión abiertamente laportista con una redacción de deportes educada en el riguroso cumplimiento de las pautas impuestas por un director completamente entregado a la causa como es Vicenç Sanchis, fan de Laporta y aún más de Jaume Roures.

En la asamblea que probablemente se señalará para mediados o finales de octubre, casi seguro coincidiendo con el Barça-Valencia de Liga, el fin de semana del 16 o el 17 del mes próximo, la directiva necesita ganar lo que Laporta no ha sido capaz de conseguir con su estática e indiferente gestión al frente del club desde su toma de posesión el 17 de marzo. Necesita que esa acumulación de pérdidas por culpa de su inacción (481 millones) se cargue a cuenta de la junta anterior, o a quien sea, menos a él.

TV3 tiene un plan, a través sobre todo de su programa nocturno, Onze, que ha abierto las puertas a toda una colección de intervenciones, sea en plató o por vídeo-llamada, destinadas diaria y exclusivamente a insultar al ex-presidente Josep Maria Bartomeu, una exhibición de falta de respeto y de mala educación no sólo contra la junta anterior y especialmente ácida y cruel contra Bartomeu sino también contra los socios del FC Barcelona que no comparten esta caza mayor como un juego en el que todo vale y todo está permitido.

La luz verde para ese carnaval de pequeñas fieras mediáticas proviene de la dirección de TV3, en coordinación con el propio Alex Santos, director de Comunicación del FC Barcelona, que también ha activado otros resortes a su alcance como la manipulada información proveniente de la agencia EFE o la Cadena SER, a través de Sique Rodríguez, también alineados en el mismo frente por los diferentes intereses personales y/o relacionados con sus medios y la comercialización de sus contenidos.

En el nuevo Onze de Esports 3 ahora presentado Xavi Valls en sustitución de Francesc Garriga, protagonista de un inigualable festival electoral a lo largo de la temporada 2020-21 que le ha valido la corresponsalía extranjera en Washington de Catalunya Ràdio. Sus monográficos a favor de la candidatura de Joan Laporta, finalmente la ganadora, sirvieron al candidato, pero no a un canal como Esports 3, de audiencia muy residual, ni a un programa como Onze, ahora dirigido por Xavi Valls, que sigue sin despegar del todo.

En esta nueva etapa, personajes como Andreu Ginola, uno de los presentadores de La Sotana, refugio de Piqué cuando quiere deslenguarse y ofrecer la peor imagen de sí mismo, tiene ahora su propia sección dedicada exclusivamente a vilipendiar a Bartomeu. “Su Barça es una porquería”, ha dicho, moderando el lenguaje más directo que emplea en sus tuits: “Todo lo que toca Bartomeu lo convierte en mierda, no una mierda cualquiera sino en una puta mierda”. Méritos que han llamado la atención de TV3 para convertirlo en un colaborador fijo.

Otro fichaje es el de un personaje no menos irrespetuoso, también amigo de las palabrotas que esta semana pasada, por ejemplo, llegó a decir que Koeman podría entrenar igual con los brazos amputados. El ‘gracioso’ Tío Faja presta servicios en los programas deportivos de SER Catalunya, en el ‘Què t’hi jugues’ que dirige Sique Rodríguez, también perteneciente a ese clan periodístico del laportismo, militante e impenitente que, de cara a la asamblea, ha realizado nuevas promociones con Bartomeu como protagonista. “Si enciendes una vela delante de un espejo y dices tres veces Barçagate se te aparece Bartomeu riendo…”, dice una voz atemorizada, mientras de fondo se escucha una música de película de terror. En otra, directamente, se escucha el siguiente mensaje: “El programa que provoca pesadillas en la anterior directiva del Barça…” El responsable del espacio, según circulan algunas informaciones de crédito, podría estar teniendo acceso a información privilegiada del cuerpo de Mossos d’Esquadra por un canal que se está investigando por si pudiera demostrarse una vinculación con determinados intereses y una utilización poco ética o no del todo fehaciente con el contenido real de dichas informaciones.

En cualquier caso, la exportación del ‘Tío Faja’ a la televisión de Catalunya responde a esa conexión organizada del entorno mediático del laportismo. Por si no hubiera suficientes invitados que ya pasan por Onze con la lección perfectamente aprendida, esta semana pasada aún ha aparecido otra de estas ‘alucinaciones’ en la figura de Francesc Doménech, mostrando pañuelos que dice “huelen mal porque estuvieron en manos de los directivos de Bartomeu”. Este es el nivel.

Otros youtubers, como Adrián Sánchez o Víctor Palacios, también están llamados a formar parte del volcán rugiente encendido desde el palco del Camp Nou para calentar la histórica asamblea en la que Laporta pretende condenar a Bartomeu a la hoguera de una acción de responsabilidad, sin base contable ni estatutaria, pero alentada por la sed de sangre y de venganza de socios que no van a dejar de escuchar, día y noche, por todos los canales posibles, que Bartomeu es el único y gran culpable de todos los males del club.

El más cuestionable de los papeles lo juega igualmente la televisión y la radio públicas catalanas con espacios e invitados expresamente llamados a participar con esas armas bajunas, soeces, desagradables y sacadas de madre y de contexto con el único propósito de conducir a Joan Laporta a la victoria final de la asamblea. El denominador común de su discurso no es, lógicamente, que Laporta ganó las elecciones engañando a los socios y a Messi, sabiendo que era del todo imposible, sin ingresos, mantenerlo a precio de mejor jugador del mundo. Lo que afirman, repiten e insisten es que el adiós de Messi es sólo culpa de Bartomeu.

¿También fue Bartomeu quien rechazó el dinero de CVC que permitía inscribirlo? Para esa respuesta hay que pensar o actuar con independencia, dos cosas del todo prohibidas en esa gobernanza mediática del nuevo laportismo.

Curioso el tuit de un relativamente popular personaje que se hace llamar ‘Dongcast’: “Siguen aflorando cuentas con ínfimos seguidores y un par de tuits afeando algunas opiniones. Bloqueadas todas, por supuesto. Pero feo, feo. Así no Àlex Santos”.

¿Otro Barçagate? Seguro que esta pista no la seguirá ningún periodista.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Noticias más leídas