Cataluña, en la alerta de riesgo de incendios más elevada de los últimos 18 años

Un fuego en la Pobla de Massaluca, primer gran incendio de la ola de calor extremo que sufre el país

La ola de calor que nos afecta estos días supone un «peligro extremo de incendios». «Nos enfrentamos a unos días críticos», asegura el presidente de la Generalitat, Pere Aragonès, que añade que la Generalitat tomará medidas e intensificará los medios para prevenir y luchar contra el fuego. Con todo, el presidente hace un llamamiento a la ciudadanía para que actúe con responsabilidad. Cataluña no quiere convertirse en Grecia.

La consejera de Acción Climática, Teresa Jordà, admite que el riesgo es el más elevado de los últimos 18 años, y que la ola de calor que afecta a Grecia y Turquía se ha instalado también en Cataluña. «Si un incendio quema, lo podemos apagar y hacerle frente. Si son muchos, será muy difícil «, avisa.

Incendio en la Terra Alta
Ayer al mediodía se declaró en la Pobla de Massaluca, en la Terra Alta, el primer fuego de grandes dimensiones de la ola de calor. Un fuego que afectó inicialmente 75 hectáreas, prácticamente todas en el espacio natural protegido de los Tossals d’Almatret y Riba-Roja. El incendio obligó a evacuar el camping Port Massaluca.

Ayer también se produjeron otros incendios, hasta 25, si bien estos más pequeños y controlados. Entre otros, hacia las seis y cuarto de la tarde, los bomberos daban por extinguido un incendio en Figaró-Montmany, en el Vallès Oriental, donde el fuego había comenzado en una zona arbolada junto a la piscina municipal. Por otra parte, a las dos y media, los bomberos daban por estabilizado un incendio en Santa Maria de Miralles, en la Anoia.

Cataluña, en riesgo extremo
La afectación principal es en las comarcas del Alt Penedès, Anoia, Bages, Baix Llobregat, Barcelonès, Garraf, la Noguera, la Segarra, Segrià, Solsonès, Vallès Occidental y Vallès Oriental. La afectación parcial se concentra en las comarcas del Alt Camp, Alt Empordà, Alt Urgell, Baix Empordà, Baix Penedès, Berguedà, Conca de Barberà, Garrigues, Gironès, Maresme, el Moianès, Osona, Pallars Jussà, el Pla de l’Estany, Priorat, Ribera d’Ebre, la Selva, Tarragonès, Terra Alta y Urgell.

La última vez que Cataluña sufrió una ola de calor tan extrema fue en 2003, cuando el episodio se prolongó 15 días y quemaron 1.000 hectáreas.

Los agentes rurales han cerrado los accesos al Parque Natural de la Muntanya de Montserrat, en el Parc Natural de la Serra de Montsant, el Espai Natural Protegit del Montmell-Marmellar, la Serra de Montsec y la Baronia de Rialb ante la ola de calor. Se ha activado el nivel 3 del Plan Alfa en 279 municipios de 24 comarcas, donde quedan suspendidas todas las actividades que supongan un riesgo de incendio forestal.

Aún no extinguido
El incendio más grande de lo que llevamos de temporada es el que se declaró el sábado 24 de julio en Santa Coloma de Queralt, que quemó 1.700 hectáreas, principalmente en Anoia. Un incendio que aún no se ha declarado como extinguido. Los bomberos y los ADF continúan trabajando en tareas de vigilancia para controlar posibles reavivadas, sobre todo ante la ola de calor. Este pasado martes por la tarde se originó una, que los bomberos apagaron rápidamente.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides