La Assemblea Nacional quiere recuperar el protagonismo

La Assemblea Nacional Catalana (ANC) empieza a ser consciente que la deriva que ha cogido los últimos años lo ha sumido en una posición de irrelevancia, que cada vez es referente de menos independentistas y que a menudo acaba siendo identificada solo con uno de los partidos soberanistas que antes aclamaban la entidad. La ANC había sido uno de los actores políticos más importantes de Cataluña. Participaba en las reuniones con partidos políticos y el Gobierno catalán, sin que nadie los hubiera elegido en unas elecciones. Formaban parte de los círculos más selectos que, a la vista de todo el mundo o en reuniones secretas y privadas, decidían los pasos a seguir en la política catalana y las etapas del proceso independentista. Eran recibidos con toda la pompa en el Palau de la Generalitat, en el Parlamento, a los departamentos y en numerosos ayuntamientos. Su opinión pesaba como una de las principales voces.

Ahora, en cambio, solo una parte del independentismo la tiene en cuenta, y ni siquiera esta gente la considera ya el referente moral y político que eran antes. La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, es una de las principales culpables de esta caída en desgracia. Pero ahora es ella y su entorno quien intentan, aprovechando que el independentismo parece que seguirá gobernando, volver a ser un actor político válido. El que dudan desde muchos sectores es que esto sea útil.

Facebook
Twitter
WhatsApp

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides

 

Desactiva tu adbloker en nuestra web para disfrutar el contenido

  1. Pulsa el icono del adblocker
  2. Selecciona «No actuar en páginas de este sitio web» (o similar). También puedes pulsar el botón «Activado para este sitio» o «Pausar adblocker».
  3. Pulsa el botón refrescar de tu navegador para ver el contenido completo.