La restauración reprocha a la Generalitat que les declara la guerra hasta el 14-F

El sector se vuelve a manifestar contra restricciones de su actividad que equipara a un cierre

La consejera Meritxell Budó y el vicepresidente Pere Aragonès
La consejera Meritxell Budó y el vicepresidente Pere Aragonès

El Gremio de Restauración de Barcelona y la Federación Catalana de Asociaciones de Actividades de Restauración y Musicales (FECASARM) han expresado un rechazo categórico a las nuevas restricciones que el gobierno de la Generalitat ha impuesto al sector una semana antes de las fechas navideñas para contener la pandemia.

El Gremio ha manifestado que entienden las medidas como una «declaración de guerra» hasta el 14 de febrero, la fecha que está previsto que se celebren las elecciones al Parlamento de Cataluña, y que el funcionamiento intermitente al que reduce su actividad equivale a ordenar un cierre.

FECASARM, por su parte, ha acusado al gobierno catalán de arruinar el sector, que recuerda que depende en más de un 60% de la franja nocturna, y de no esforzarse para buscar alternativas a restricciones como la que imposibilita que estos establecimientos sirvan cenas que no sean para llevar.

«El virus no se transmite más en función de la hora de cierre de las actividades ni existe ninguna base científica que apoye que cerrando antes las actividades legales hay menos transmisión del virus», denuncia el presidente de esta patronal, David López.

Igualmente, el Gremio de Restauración, que prevé una avalancha de anulaciones, acusa al gobierno catalán de incompetencia y reclama la dimisión del responsable de las restricciones en el sector.

Los restauradores han organizado en las redes una movilización de protesta este viernes por la tarde en la plaza de Sant Jaume de Barcelona.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides