La Liga de fútbol francesa se tiene que endeudar por culpa de Mediapro

La productora de Jaume Roures no pagó los 172 millones de euros que tenía que liquidar antes del 5 de octubre por los derechos televisivos del campeonato de primera y segunda división
Chiste publicado en Le Monde con Jaume Roures de protagonista

La asamblea general de la Liga de Fútbol Profesional en Francia (LFP) ha aprobado, este lunes 19 de octubre, pedir un crédito de 120 millones de euros para hacer frente al agujero creado por la productora audiovisual Mediapro, que no abonó antes del 5 de octubre el segundo plazo del dinero que se había comprometido a pagar para hacerse cargos de los derechos televisivos del campeonato de primera y segunda división. Mediapro obtuvo estos derechos a cambio de 780 millones de euros por los partidos de primera división y 34 millones por los de segunda. El segundo plazo que no ha pagado era de 172 millones de euros.

Jaume Roures, máximo dirigente de Mediapro junto con Tatxo Benet, justificó que Mediapro no pagara los 172 millones comprometidos en la pérdida de ingresos que ha sufrido a raíz de la pandemia de la Covid-19, sobre todo porque los restaurantes donde se transmiten los partidos están cerrados o tienen muy poca afluencia y la publicidad se ha hundido. Pidió que se renegociara a la baja esta cantidad y llevó el caso al Tribunal de Comercio de Nanterre.

La Liga de Fútbol Profesional francesa aportará este dinero a los equipos que juegan en las dos competiciones afectadas. Cerca de un 40% de los ingresos de estos equipos proceden de los obtenidos por la cesión de los derechos televisivos. El crédito que ha tenido que pedir la LFP es inferior a los 172 millones que Mediapro no ha pagado porque las otras dos empresas que gestionan parte de los derechos televisivos del fubtol –Canal+ y Free– sí que han asumido sus compromisos económicos. La LFP se plantea ahora quitar a Mediapro la gestión de los derechos que había adquirido y concederlos a otros empresas.

La irritación de la sociedad francesa con el comportamiento de Mediapro en esta crisis está muy presente en los medios de comunicación, sobre todo en los deportivos. Una muestra de ello es el chiste que le dedicó Le Monde el pasado viernes, donde se le veía con un camiseta donde se leía "S'ha acabat el bròquil" y diciendo "yo prometo muchas cosas. No os he forzado a creerme".

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

Noticias relacionadas

Hoy destacamos

Deja un comentario