Sindicatos y maestros acusan a la Generalitat de negligencia por mantener las oposiciones a docente

Más de 17.000 personas de Catalunya, Baleares y Comunidad Valenciana se presentan a unas pruebas que se han suspendido en el resto de España
El consejero Josep Bargalló
El consejero Josep Bargalló

El colectivo de profesores, sindicatos y opositores están en pie de guerra contra el departamento de Educación de la Generalitat. Pese a las reiteradas reclamaciones y las amenazas de huelga, no han conseguido aplazar la fecha de las oposiciones para profesor en Catalunya que se llevarán a cabo, si todo sigue como está previsto, el próximo sábado 5 de septiembre. "Cuando llegó la covid todas las comunidades autónomas decidieron aplazar las oposiciones docentes hasta 2021, por evidentes motivos sanitarios y de cordura. En cambio, en Catalunya el consejero Bargalló ha decidido hacerlas el 5 de septiembre, justo cuando empezará un año escolar complicadísimo", asegura un profesor afectado.

A las oposiciones están llamados más de 17.000 candidatos y candidatas de Catalunya, Baleares y la Comunidad Valenciana, además de 800 funcionarios para las comisiones de seguimiento. Un numeroso grupo de ellos ha expresado su malestar por las condiciones sanitarias deficientes a que se tendrán que enfrentar en el examen y piden un aplazamiento de las oposiciones a junio de 2021, tal como se hará en otras comunidades autónomas.

Los opositores se apuntaron a la convocatoria en el pasado mes de febrero, cuando la crisis sociosanitaria no había estallado todavía, pero en junio todas comunidades pospusieron la fecha, excepto Catalunya que se hizo fuerte en la fecha de septiembre de 2020, sin querer aplazar unas oposiciones que los candidatos han calificado de "futuros focos de contagio, puesto que estarán encerrados grupos de centenares de personas durante más de tres horas". Hay que recordar que muchos de los opositores son profesores interinos y que estarán dando clases en los colegios al mismo tiempo que se presentan para pasar la oposición, con lo que pueden contagiar a sus alumnos.

Los sindicatos consideran que la oposición coincide con una entrada de curso muy complicada en la que todavía no están claramente establecidos los protocolos sanitarios, como explica este profesor afectado: "¿imagináis si un candidato fuese positivo o un familiar suyo? ¿O un funcionario de una comisión compuesta por 5 personas? Además los exámenes se llevarán a cabo en las mismas aules donde se dará clase" poco después.

Por las redes sociales corre la indignación ante el hecho de que se mantenga la fecha de la oposición. Tanto es así que hay opositores que ya han expresado que irán a hacer la prueba aunque puedan tener síntomas, por qué, como explica un de ellos en Twitter, "no pueden echar por la borda ni su futuro ni sus meses de estudio". Otro asegura que si el día de la prueba tiene fiebre pero no se encuentra mal hará lo siguiente "un paracetamol al entrar para no marcar la fiebre y listos".

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides