Los policías desplegados en Cataluña por la sentencia del ‘procés’ se quedan

El Ministerio del Interior ha decidido dejar los efectivos acantonados 'sine die' por el riesgo de nuevos disturbios
Policías nacionales con un mosso d'esquadra

Los policías nacionales y guardias civiles que fueron desplegados, en la Operación Ícaro, en Cataluña para hacer frente a la respuesta independentista a la sentencia del Tribunal Supremo por el juicio del procés no tienen fecha para volver a sus puntos de origen.

El director general de la Policía, Francisco Pardo, así lo ha comunicado a los representantes sindicales de la policía. La orden afecta a los cerca de 2.500 agentes policiales que todavía quedarían de los 3.000 que fueron desplegados específicamente en Cataluña.

Pardo comunicó a los representantes sindicales de los agentes que el despliegue extraordinario en Cataluña dentro de la Operación Ícaro se mantendrá mientras haya riesgo de disturbios de gravedad.

Los agentes desplegados pertenecen fundamentalmente a las unidades antidisturbios de la Policía Nacional (UIP y UPR) y de la Guardia Civil (GRS), y fueron quienes apoyaron a los Mossos d'Esquadra para controlar los disturbios de independentistas radicales después de que se conociera la sentencia contra los dirigentes del procés.

También hay desplegados un número importante de agentes de los servicios de información de los dos cuerpos policiales del Estado, los cuales en sus "informes de riesgo" han apuntado que es necesario mantener la Operación Ícaro ante la posibilidad que se retomen las actitudes violentas de sectores independentistas.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides