Los comunes se desangran en medio de una gran lucha interna

El mundo de los comunes se desangra. La crisis interna que ha desencadenado la lucha entre sectores parece no tener fin. Todo empezó con el arrinconamiento de los diputados y técnicos, sobre todo del sector más independentista de la formación, disidentes con la línea más oficialista de la líder, Ada Colau. Esto se vio agravado cuando los dirigentes venidos de ICV hicieron piña para intentar ganar peso y espacio después de la dimisión de Xavier Domènech.

Las batallas internas siguieron haciendo grande la brecha entre comunes, y después de semanas de enfrentamientos, se suceden los despidos de técnicos que simpatizan con los díscolos, se presenta una plataforma más soberanista que reúne los disidentes con Colau, y la portavoz del grupo parlamentario, Elisenda Alamany, se va, harta de reproches y presión interna. La crisis crece, y a cada paso parece que se alejan más de la solución y se acercan más al abismo de la rotura interna. De momento, Elisenda Alamany ya acudió al acto de Esquerra por el año en la prisión de Oriol Junqueras. Quizás su próximo destino y el de los suyos dentro de los comunes acaba siendo cambiar de partido.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides