Cristiano Ronaldo se mea en la Hacienda española

El Sindicat de Tècnics d'Hisenda parla d'engany dels assessors del jugador i de documentació falsa en la inspecció al davanter portuguès del Reial Madrid
Título de la imagen
Título de la imagen

El silencio de la Fiscalía alrededor de los entuertos contra Hacienda cometidos por Cristiano Ronaldo refuerza la sensación de que el portugués es el único gran personaje del fútbol internacional con licencia para evadir. El delantero del Real Madrid, al amparo del superpoder del palco del Bernabéu, mantiene su impunidad, a pesar de las pruebas de delito presentadas por Football Leaks. Tampoco los indicios reconocidos por los mismos inspectores de Hacienda han servido para abrir un expediente sancionador ni, como sería pertinente basándose en las pruebas, un proceso penal.

Según José María Mollinedo, secretario general del Sindicato de Técnicos del Ministerio de Hacienda, la investigación de este caso se está demorando porque la inspección no ha conseguido la información necesaria «por el engaño de los asesores» del jugador. Para este destacado funcionario, esta situación «es grave e incluso podría conducir, según nuestra opinión, a la imputación o al menos a la indagación de los asesores de Cristiano Ronaldo que también han podido incurrir en algún ilícito penalti aportando documentación que ellos sabían que era falsa, porque estaba siendo fabricada».

De fondo, la evidente diferencia de sensibilidad, reacción y proactivitat de Hacienda en los asuntos de los jugadores del Barça y los del Real Madrid se percibe y acentúa también en el enfoque de los que, como José Maria Mollinedo, denuncian la inacción de Hacienda. En su relato sitúa en el punto de mira a los abogados del portugués, a su equipo legal y fiscal, mientras que en el juicio contra Messi resultó irrelevante y vacuo que los asesores fiscales del argentino atestiguaran reconociendo y asumiendo la plena responsabilidad sobre la tributación de los ingresos del jugador así como la evidencia de que Jorge Messi, su padre y agente, los obedeció punto por punto. Este factor, que para el sindicato de inspectores de Hacienda se antepone a la culpabilidad del futbolista del Madrid, no sirvió de atenuante en el proceso Messi, a quien, al contrario, se trató como «capo mafioso«.

Así de ridículos pueden ser el ministerio de Hacienda y la administración de justicia cuando se lo proponen. Todavía más brutales y sórdidos parecen los métodos del poder blanco para salvar al contribuyente Cristiano Ronaldo de declarar 155 millones de ingresos sobre los cuales tenía que haber tributado como mínimo 30 millones de euros, al margen de multas, intereses y condenas de prisión si, como afirma Football Leaks, para conseguirlo se han empleado sociedades pantalla y paraísos fiscales como resultado de la voluntad de evadir y ocultar ingresos e impuestos, motivo de enjuiciamiento penal más allá de que el delito fiscal se produzca para engañar Hacienda con más de 120.000 euros.

El análisis de su presunta conducta delictiva se presenta hoy, a medida que se van conociendo los detalles de la trama, como el resultado de una interpretación restrictiva, limitada, tímida, pusilánime y reservada de la presunción de inocencia. Al Barça en su conjunto, directivos, ejecutivos y jugadores, le ha caído una tormenta perfecta de inspecciones y procesos penales durante los mismos años en los que a nadie le ha preocupado que las declaraciones de Cristiano Ronaldo causaran risa y vergüenza.

LEE EL REPORTAJE COMPLETO EN LA EDICIÓN EN PAPEL DE EL TRIANGLE DE ESTA SEMANA  

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides