El PP aplaza el nombramiento del reprobado Fernández Díaz

Los populares quieren que los socialistas apoyen el ex ministro, y el PSOE pretende que el PP cambie de candidato
jorge fernandez diaz
jorge fernandez diaz

El PP ha decidido aplazar la votación por el nombramiento del reprobado Jorge Fernández Díaz como presidente de la comisión de Exteriores del Congreso. De esta manera, los populares esperan presionar para que el PSOE cambie su voto, de blanco a afirmativo, por la candidatura del ex ministro. Los socialistas esperan que con este aplazamiento, los populares acaben eligiendo otro candidato que pueda ser votado afirmativamente por su grupo parlamentario. Actualmente, ninguna de las dos formaciones están dispuestas a cambiar su posicionamiento sobre el tema.

A pesar de este aplazamiento, lo que se da por hecho, es que el PSOE y Ciudadanos permitirán que el ex ministro del Interior sea el nuevo presidente de la comisión de Exteriores del Congreso, y esto será posible con el voto en blanco del grupo parlamentario socialista. Los socialistas han justificado su voto en blanco para Fdez. Díaz, por el pacto al que llegaron los cuatro grandes grupos parlamentarios en el Congreso para repartirse las presidencias de las comisiones.

La presidencia de la comisión de Exteriores le toca al PP, y ha decidido premiar al ex ministro con este cargo. El grupo parlamentario socialista no ha querido romper el pacto entre formaciones, y por este motivo, a pesar de que el candidato del PP sea Fdez. Díaz, no presentarán un candidato alternativo ni apoyarán al candidato presentado por Podemos, Pablo Bustinduy

Desde Podemos, el portavoz parlamentario de la formación en la cámara baja, Íñigo Errejón, ha afirmado que consideran «un insulto al Congreso» que el PSOE ayude a premiar a Fdez. Díaz con la presidencia de una comisión parlamentaría después de que éste haya sido reprobado por el Congreso a raíz del caso conocido como Fernándezgate.

En la reprobación parlamentaría se dice que el ex ministro usó las estructuras del Estado, y las del ministerio del interior en particular, con finalidades partidistas, después de que se hicieran públicas las conversaciones de Fdez. Díaz con el ex director de la Oficina Antifraude de Cataluña, Daniel de Alfonso, y en las que los dos hablaban de buscar delitos ficticios contra líderes independentistas catalanes.

Zaragoza represaliado
El PSOE no presenta, finalmente, el diputado de PSC al Congreso, José Zaragoza, como candidato socialista a presidir la comisión mixta para la Unión Europea. De este modo el grupo socialista hace efectiva su represalia contra los diputados socialistas que rompieron la disciplina de voto del grupo parlamentario en la investidura de Mariano Rajoy. Zaragoza ha sido sustituido por Soraya Rodríguez, que fue portavoz del PSOE en el Congreso durante el liderazgo de Alfredo Pérez Rubalcaba.

Para evitar ensuciar más las ya deterioradas relaciones entre el PSC y el PSOE, los socialistas catalanes, que no comparten la decisión de apartar a Zaragoza no han querido hacer declaraciones. El caso de Zaragoza no será la única represalia del PSOE contra sus diputados rebeldes. A la misma comisión mixta para la Unión Europea el portavoz socialista tenía que ser el balear Pere Joan Pons, que también votó contra la investidura de Rajoy, pero el cargo será ocupado por Eduardo Madina, adversario de Pedro Sánchez para dirigir el partido.

Hay dudas de qué pasará con otros portavoces que rompieron la disciplina de voto, como son los casos de Susana Sumelzo, en la comisión de Cooperación al Desarrollo, Manuel Cruz, en la comisión de Educación, Mercè Perea, en la comisión del Pacto de Toledo, y Joan Ruiz, en la comisión de Políticas de Integración para la Discapacidad.

También se da por hecho que la ex magistrada del Tribunal Supremo, Margarita Robles, diputada independiente que se presentó como número dos de Pedro Sánchez a las listas por Madrid, no será la presidenta de la comisión de Justicia.

Y en la lista de represaliados, también se espera que salgan de la dirección del grupo parlamentario socialista la catalana Meritxell Batet y la balear Sofía Hernanz. Se da la paradoja que están en unos cargos que, entre otras cosas, tienen que tener velar por la disciplina de voto del grupo parlamentario.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides