Alerta por la pobreza de la mujer con trabajo y estudios

Ellas ingresan una quinta parte menos que ellos y sufren más la precariedad
indicadors Indicador d'Igualtat de Gènere de Catalunya 2015
indicadors Indicador d'Igualtat de Gènere de Catalunya 2015

El Indicador de Igualdad de Género de Catalunya 2015, divulgado este miércoles por la Cámara de comercio de Barcelona, ha expuesto la situación de la mujer trabajadora en Catalunya, marcada por un riesgo de pobreza creciente y superior al masculino, por las diferencias salariales con los hombres y por la precariedad.

La mujer trabajadora que tiene estudios se ha revelado como un perfil claramente amenazado, según este estudio. El riesgo de pobreza entre las trabajadoras se ha incrementado de un 8,9% en 2005 a un 13,1% registrado actualmente. La «nueva pobreza femenina» es el resultado de la llegada de mujeres con formación a un mercado laboral que las discrimina en cuanto a salario y condiciones laborales. Ellas son el 56% de las personas con título universitario, dato que no ha significado una disminución de la desigualdad en el mercado de trabajo.

A este hecho se añade «la losa» que, según la directora del Observatorio Mujer, Empresa y Economía, Anna Mercader, representa la maternidad para el desarrollo de las carreras profesionales de las mujeres por culpa de las empresas.

Además, la brecha salarial entre hombres y mujeres es de un 19% y las trabajadoras sufren más la precariedad -un 22% de las mujeres y un 7% de los hombres tienen trabajos a tiempo parcial-.

Mercader, asimismo, ha expuesto que la ausencia de bajas paternales, las reducciones de jornada laboral, la menor contratación, los trabajos a tiempo parcial y la brecha salarial están empujando a las mujeres fuera del mercado laboral.

El Observatorio Mujer, Empresa y Economía aboga por reducir la desigualdad promoviendo guarderías públicas y la baja obligatoria por paternidad y exigiendo por ley horarios que hagan posible la conciliación de la vida laboral y familiar.

Una vez analizados una veintena de indicadores, el informe concluye que la desigualdad laboral entre hombres y mujeres prácticamente no ha mejorado durante la última década, si bien la brecha salarial entre los directivos, por ejemplo, ha caído del 21% al 13% en ese periodo.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides