Je suis Artur

Algunos comentaristas políticos se han tomado a la tremenda que el presidente de la Generalitat, Artur Mas, tuviera que comparecer ante la comisión de investigación sobre el fraude y la evasión fiscal y las prácticas de corrupción política, el pasado 9 de febrero. Para ellos, la comparecencia era totalmente innecesaria y sólo respondía a la voluntad de los diputados de la oposición de humillar al presidente y hacerle pasar un mal rato.

Coinciden estos comentaristas políticos en señalar que Mas se salió fantásticamente bien del envite y que los diputados irreverentes se quedaron con las ganas. El escritor y empresario Xavier Roig escribió un artículo tan indignado que parecía más adecuado para una discusión de tráfico que para una tribuna periodística.

A mí me parece que la comparecencia de Artur Mas en la comisión que investiga el caso Pujol era lógica y necesaria. Otra cosa es que aportara gran cosa. Supongo que pasará lo mismo con las del propio Jordi Pujol y su familia. Tienen que ir pero no dirán nada nuevo.

Para la historia quedará que Mas fue a la comisión y que contestó unas preguntas y se escaqueó de otras. Estuvo fino cuando el portavoz de ERC le pidió explicaciones por las reuniones que había mantenido con empresarios vinculados al caso de las ITV y Mas le respondió que la semana anterior el propio Amorós le había pedido que se reuniera con alguien. Hizo trampa cuando le pidieron explicaciones por la aparición de un DNI suyo en la documentación de la cuenta de su padre en Liechtenstein y se hizo el loco.

Los presidentes de la Generalitat son personas normales. No tienen derecho a tratamientos privilegiados. Se llamen Mas, Maragall o Montilla. La experiencia de convertir a Pujol en un dios mientras era presidente nos ha llevado a donde estamos.

No se hunde el mundo porque un presidente comparezca en una comisión de investigación. Todos los que se han apresurado a rasgarse las vestiduras y a patrocinar una campaña del estilo Je suis Artur son unos exagerados o unos pelotas. Es preciso recordar que Jaume Matas, también presidió una comunidad autónoma y ha ido a parar a la cárcel sin pasar antes por ninguna comisión de investigación.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on whatsapp
WhatsApp

HOY DESTACAMOS

Deja un comentario