La táctica de la «falsedad» de Rajoy

El presidente del gobierno ha negado hasta el momento cualquier hecho delictivo en su partido, "salvo alguna cosa"
Sense títol
Sense títol

Mariano Rajoy comparece este jueves en el Congreso para dar explicaciones sobre el caso Bárcenas, con el país exigiendo la verdad y la prensa internacional desconfiando de su legitimidad para dirigir el país. Al igual que ha pasado este miércoles con Artur Mas, quien ha negado en el Parlament catalán cualquier acusación de financiación ilegal de su partido, no se espera que el presidente español admita irregularidades.

La estrategia del Partido Popular desde que empezó el caso Bárcenas ha ido cambiando. Si en un primer momento los populares defendieron a capa y espada al que fuera su tesorero, en los últimos meses la relación se ha ido enfriando hasta el punto de renegar de él. Del «ellos afirman su inocencia y yo estoy seguro que nadie podrá afirmar que no son inocentes«, que declaraba Rajoy hace cuatro años respecto a Bárcenas y Galeote, se ha pasado al «aún me espero cualquier barbaridad de Bárcenas, es un mentiroso», que afirmaba este fin de semana María Dolores de Cospedal.

Las explicaciones dadas hasta el momento por Rajoy son escasas y ambiguas. La ya famosa expresión «no es cierto, salvo alguna cosa», que pronunció en Bruselas en una visita oficial, ha provocado muchas burlas. Tampoco se entendió qué quería decir cuando afirmó «a veces tenemos una cierta tendencia a contar las cosas que no son las mejores y de vez en cuando tenemos que hablar de las cosas que son importantes».

Cuando se empezó a hablar de pagos irregulares en el seno del PP, Rajoy desmintió cualquier acusación señalando que «nunca he recibido ni he repartido dinero negro«, aunque más tarde miembros de su partido han reconocido haber cobrado sobresueldos en metálico y los papeles entregados por Bárcenas al juez Ruz apuntan directamente al presidente español, quien habría cobrado de su partido cuando era Ministro, algo que estaba prohibido.

Por todo ello, y pese a que la postura del PP respecto a Bárcenas ha cambiado desde que se inició la investigación judicial, no se espera que Rajoy aporte novedades y se remita a repetir su mensaje de «todo lo que se ha dicho y todo lo que se pueda insinuar, es falso». El PSOE ha elaborado esta semana un vídeo en el que recoge muchas de estas afirmaciones de dirigentes populares y ha creado una campaña en Twitter para presionar al presidente a que diga la verdad.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp

NOTÍCIES RELACIONADES

avui destaquem

Deja un comentario

Notícies més llegides